Miércoles, 22 de Febrero de 2012

Simeone afirma que "no hay ninguna tranquilidad en el Atlético porque el Lazio se crece en la dificultad"

EFE ·22/02/2012 - 15:34h

EFE - El entrenador del Atlético de Madrid, el argentino Diego Simeone (i), y su ayudante y compatriota Germán Burgos, durante el entrenamiento que realizó hoy el equipo rojiblanco en el estadio Vicente Calderón, previo al partido que disputarán mañana ante el Lazio italiano correspondiente a la vuelta de los dieciseisavos de final de la Liga Europa. En el partido de ida el Atlético se impuso por 1-3.

El argentino Diego Pablo Simeone, técnico del Atlético de Madrid, insistió hoy en que la eliminatoria de la Liga Europa con el Lazio, al que recibirá mañana en la vuelta en el Vicente Calderón con una ventaja de 1-3, no está sentenciada y avisó que el equipo italiano, "en este estado, es mucho más complicado".

"En principio intentaremos salir pensando en resolver la eliminatoria de la mejor manera. No coincido absolutamente nada con la pasividad que escucho en ustedes (la prensa) de que la Lazio está fuera de la competición. Los conozco, jugué en Italia ocho años y sé que en este estado son mucho más complicados que en el estado de tranquilidad y de apariencia de comodidad", dijo en rueda de prensa.

"En la dificultad se crecen y se juntan. Ya nos tiene acostumbrados Italia en los Mundiales, cuando parece que no está y termina llegando muy lejos. De parte nuestra no tenemos ninguna tranquilidad. Estamos pensando en resolver un partido difícil con los que entendamos que puedan jugar el encuentro", afirmo.

Simeone no desveló si hará rotaciones en el once ante la inmediatez del choque frente al Barcelona, el próximo domingo en el Vicente Calderón, y avanzó que "mañana a mediodía" resolverá su alineación titular para el encuentro frente al Lazio, en el que tiene la baja del brasileño Diego Ribas, que estará en torno a un mes fuera de los terrenos de juego por una rotura fibrilar.

"Su baja es importante, sobre todo por las características. Tenemos jugadores con otras características e iremos viendo de que manera, partido tras partido, encontraremos las soluciones que necesite el equipo. Diego es un jugador extraordinario que estaba en un muy buen momento, pero que se recuperará y lo tendremos al final del campeonato como una incorporación que no se hizo (en el mercado de invierno) y que va a llegar cuando falten ocho o nueve fechas, así que bienvenida esta incorporación", declaró.

"En el final del campeonato, cuando unos estén cansados, nosotros tendremos a Diego fresco, con ganas y muy bien. Y eso será muy importante para el Atlético de Madrid", añadió el técnico argentino, cuyo equipo afrontará dos partidos seguidos en el Vicente Calderón, después de disputar los tres últimos a domicilio.

"Hoy hablaba con ellos (los jugadores) y les contaba lo que siento desde el ex jugador al hoy entrenador: envidia. Tener dos partidos con el Lazio y con el Barcelona en cuatro días con tu gente y en tu casa es emocionante. Al grupo le despierta una gran ilusión, sabiendo que hay que ir partido a partido. Esperemos hacer un buen partido mañana y, sobre todo, que se siga manteniendo la estructura y el estilo del equipo".

También fue preguntado por Edoardo Reja, su homólogo en el banquillo del Lazio y que llega al choque en una situación muy comprometida. "Es un gran entrenador, ha hecho un gran trabajo y lo demuestra que es tercero en la Liga italiana. Le han influido mucho las bajas, ahora está recuperando jugadores y eso seguramente le ayudará mucho en los próximos encuentros", respondió.