Martes, 14 de Febrero de 2012

Interior no ve previsible que ETA atente antes de las elecciones vascas

EFE ·14/02/2012 - 10:54h

EFE - El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz. EFE/Archivo

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha asegurado hoy que los informes de inteligencia en la lucha antiterrorista acreditan que ETA no cometerá ningún atentado antes de las elecciones vascas de 2013 con el objetivo de no frustrar la estrategia electoral de la izquierda abertzale.

Díaz, en declaraciones a la cadena Cope, ha señalado que el diagnóstico de los especialistas en inteligencia antiterrorista asegura que la izquierda abertzale necesita "respetabilidad social y tener una apariencia de legitimidad institucional y social" de cara a los comicios autonómicos en Euskadi previstos para el próximo año.

"Tanto por su debilidad operativa como por estrategia de la izquierda abertzale no es previsible que en todo caso antes de las elecciones vascas (ETA) actúe", ha dicho Fernández Díaz, quien ha subrayado que las fuerzas de seguridad están "muy vigilantes más allá de lo que algunas personas deseen".

El titular de Interior ha reiterado la exigencia a ETA de que entregue las armas y desaparezca "total y definitivamente", porque, lejos de disolverse, ha dicho, sigue existiendo en "la clandestinidad".

Como prueba de ello ha desvelado que la banda "está intentando reclutar" a nuevos miembros "aunque de menor nivel", como así lo demuestra la detención de tres etarras en el sur de París hace unas semanas y cuyo objetivo era conseguir reclutar para la banda a miembros de Ekin.

Respecto a la decisión que deberá adoptar el Tribunal Constitucional sobre los recursos de unos 60 etarras en prisión en aplicación de la "doctrina Parot", el ministro ha dicho que el Gobierno acatará lo que diga el tribunal.

Sin embargo, ha considerado que "no es descartable pensar y con los precedentes existentes" que el Constitucional distinga entre los etarras que tengan una liquidación de condena efectuada antes de la aplicación de dicha doctrina en 2006 y los que su condena en firme fuera después de la aprobación de la misma.

"Yo creo y confío en que la cosa se esclarezca y prevalezca la justicia", ha zanjado el ministro, que asegura comprender la "rabia" y la "alarma social" que se produce en determinados casos cuando un etarra, con miles de años de condena, está en la calle a los 15 o 16 años.

Preguntado sobre la reunión mantenida con el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero días después de tomar posesión como ministro del Interior, Fernández Díaz ha negado que en ese encuentro, que duró unas dos horas, le preguntara al expresidente si el anterior Ejecutivo tenía algún pacto con ETA.

"Yo no le pregunté eso y, dicho esto, él me dio una información y un relato de los hechos muy exhaustiva y ahí queda la cosa. En todo caso, ha de quedar claro que este gobierno no ha llegado a ningún pacto ni antes ni ahora con ETA", ha reiterado.