Lunes, 13 de Febrero de 2012

La hipotermia mejora los resultados de la asfixia al nacer

Reuters ·13/02/2012 - 19:34h

Los recién nacidos con encefalopatía isquémica hipóxica (EIH), ya sea severa o moderada, obtienen mejores resultados si son tratados con hipotermia terapéutica, muestra un meta-análisis.

El hallazgo se mantuvo incluso si los bebés eran manejados con enfriamiento cerebral sistémico o selectivo, dijeron los investigadores.

"Los médicos deberían evaluar brindar hipotermia terapéutica como parte de la atención clínica de rutina de estos recién nacidos", indicó el equipo de expertos canadiense en un artículo publicado en Archives of Pediatrics and Adolescent Medicine.

El doctor Mohamed A. Tagin, del Hospital para Niños Enfermos de Toronto, en Ontario, y sus colegas manifiestan que la evidencia que respalda la hipotermia en los recién nacidos con EIH ha sido ambigua. Revisiones recientes informaron beneficios en los recién nacidos con encefalopatía severa pero no moderada, y viceversa.

Por ello, los expertos realizaron una revisión sistemática para ensamblar "todos los datos disponibles" e identificaron siete ensayos controlados y al azar que cumplían con todos los criterios de inclusión.

Cuatro ensayos usaron enfriamiento corporal total y tres, enfriamiento selectivo de la cabeza, comparado con normotermia, en un total de 1.214 recién nacidos con EIH moderada a grave.

A partir de la información recolectada, la proporción de riesgo general de muerte o discapacidad importante del neurodesarrollo a los 18 meses fue de 0,76 con la hipotermina, comparado con la normotermia, halló el equipo. El número-necesario-de tratar fue 7 (siete).

Además, las proporciones de riesgo fueron de 0,75 con el enfriamiento corporal total y de 0,77 con enfriamiento selectivo en la cabeza, indica el informe. El beneficio se extendió a los recién nacidos con EIH severo al igual que aquellos con EIH moderado.

El equipo también evaluó las proporciones de riesgo de discapacidad y muerte separadamente.

"Un resultado importante de esta revisión es que la hipotermia redujo la tasa de mortalidad sin aumentar la tasa de discapacidad en los recién nacidos asfixiados", indicó el reporte. Esto fue mostrado por una reducción en la tasa de discapacidad importante y un incremento en la tasa de supervivencia con función neurológica normal.

En conclusión, el doctor Tagin y colegas comentaron que los médicos deberían aún ser conservadores en el asesoramiento de los padres sobre la función neurológica a mayor plazo.

"Los seguimientos a largo plazo de los recién nacidos en los ensayos reportados hasta la fecha brindarán datos para examinar si la información neurológica registrada a los 18 meses predice de manera precisa la función neurológica a largo plazo", finalizaron los autores.

El equipo añadió: "Dado que el resultado de la asfixia al nacer es devastadota, los trabajos deberían seguir buscando terapias adyuvantes a la hipotermia".

FUENTE: Archives of Pediatrics and Adolescent Medicine, online 6 de febrero del 2012