Miércoles, 8 de Febrero de 2012

Imputados el exalcalde de Morón y el portavoz del PP por un pelotazo urbanístico

OLIVIA CARBALLAR ·08/02/2012 - 20:29h

El exalcalde de Morón de la Frontera (Sevilla) Manuel Morilla (PP), el portavoz del PP en el Ayuntamiento, Antonio Ramírez, y el exconcejal del PP Antonio Jiménez han sido citados a declarar como imputados el próximo 22 de febrero tras la denuncia presentada por la Fiscalía por un presunto pelotazo urbanístico en torno a la venta, en 2006, de unos terrenos públicos destinados a viviendas protegidas y donde, seis años más tarde, todavía no se ha levantado ni una sola vivienda.

Los hechos fueron calificados por el Ministerio Público como un presunto delito de prevaricación. Los terrenos, de más de 46.000 metros cuadrados, fueron adquiridos en 2005 por la empresa municipal Altos del Sur, presidida entonces por Morilla, a una cementera que los vendió por 350.000 euros con la condición de que fueran dedicados exclusivamente a VPO.

A principios de 2006, en un concurso público, los suelos fueron adjudicados por 430.000 euros a Mozampro XXI –en aquel momento propiedad de un amigo del alcalde, el cantante Tate Montoya– a pesar de que la oferta de la otra empresa que se presentó, PyM, era superior –812.000 euros– y pedía precios más bajos para los futuros compradores de las viviendas protegidas (86.135 euros frente a los 89.950 de Mozampro XXI). Tras la adjudicación, según la denuncia impulsada por el grupo Asamblea Moronera Alternativa (AMA-Morón) y constatada por la Fiscalía, el entonces alcalde, con el visto bueno de Alfonso Angulo –que era secretario de Altos del Sur y sucedió a Morilla como candidato del PP a la alcaldía– permitió la escrituración saltándose el pliego de condiciones, que exigía antes de formalizar la escritura pública la entrega de las licencias de obras, un proyecto de reparcelación y el inicio de las obras de urbanización.

En 2007, Montoya vendió Mozampro XXI por casi 1,4 millones de euros sin ninguna casa construida. Es ahí donde se consumó el presunto pelotazo urbanístico, con unos beneficios de un millón de euros, según AMA-Morón.

Promesas electorales

“A pesar de que los terrenos ya estaban vendidos y escriturados a nombre de Mozampro XXI, la empresa municipal Altos del Sur siguió recogiendo cientos de solicitudes de demandantes de VPO para esos terrenos hasta las elecciones municipales de mayo de 2007, usando las esperanzas de las familias de Morón como arma electoral”, denunció hoy en una nota AMA-Morón.

“En paralelo, Morilla se construyó una mansión en su cortijo de Zafra, valorada en más de 700.000 euros y AMA-Morón considera que ahora procede ampliar la investigación a ese incremento patrimonial”, añadió el grupo independiente, que consiguió tres concejales en el Ayuntamiento en las pasadas municipales tras presentarse por primera vez a las elecciones. 

AMA-Morón exige además al presidente del PP andaluz, Javier Arenas, la dimisión inmediata de Ramírez, “recientemente nombrado coordinador de la campaña del PP para las elecciones andaluzas en la Campiña Sevillana, los Alcores y Utrera, en cumplimiento de la carta de compromisos que consta en la Ponencia de Estatutos que se aprobará en el próximo Congreso de Sevilla”.

El portavoz del PP en el Ayuntamiento –que también fue imputado por un presunto delito contra el medio ambiente por unos vertidos contaminantes–, aseguró por la mañana a Público desconocer las citaciones. Por la tarde, este periódico intentó contactar de nuevo con él, sin éxito. A pesar de estar ya imputado por la causa medioambiental, el PP incluyó a Ramírez como número tres al Senado por Sevilla en las pasadas elecciones generales, aunque no resultó elegido.