Lunes, 6 de Febrero de 2012

Las direcciones de internet se hacen casi infinitas

El próximo 6 de junio se producirá el lanzamiento definitivo del nuevo protocolo IPv6

BLANCA SALVATIERRA ·06/02/2012 - 08:00h

BLANCA SALVATIERRA - La explosión de internet en los países asiáticos demanda nuevas direcciones IP disponibles. afp

La Internet Society (ISOC), una de las organizaciones encargadas de administrar los recursos de la red, está planificando un paso vital para el funcionamiento de internet. Las operadoras, los fabricantes de equipos y los creadores de páginas web inscritas en el proyecto Worldipv6launch.org habilitarán de forma permanente a partir del próximo 6 de junio el protocolo IPv6 en sus conexiones, dispositivos y servicios.

El protocolo IPv4, desplegado en 1981, ofrece 4.294 millones de combinaciones para crear direcciones IP (el número que identifica a cada ordenador en la red). Esa cifra está prácticamente agotada, lo que obliga a dar el salto al IPv6, que permite 340 sextillones de direcciones con 128 bits (frente a los 32 bits del IPv4) y que haría que estas direcciones pasasen a ser casi infinitas. La prueba que se celebrará el 6 de junio supone el seguimiento de un evento similar realizado el año pasado. La diferencia fundamental es que el año pasado el sistema fue puesto a prueba durante 24 horas y esta vez los suscritos a la iniciativa la activarán de forma irreversible.

El IPv6 ha sido definido como "el siguiente capítulo en la historia de internet", según Vinton Cerf, uno de los padres de la red. El protocolo, creado hace más de 15 años, ve apremiada su puesta en marcha ante la proliferación de nuevos dispositivos que han hecho que el número de direcciones necesario para que internet siga creciendo se multiplique. "Para Google, el lanzamiento mundial del IPv6 implica que prácticamente todos nuestros servicios, incluyendo la búsqueda, Gmail, YouTube y muchos más, estarán disponibles para todo el mundo en IPv6 de manera permanente", explica en el blog de la compañía Erik Kline, ingeniero de software de Google.

Facebook, Microsoft, Yahoo, Akamai, Cisco y las operadoras estadounidenses Comcast o AT&T son algunas de las empresas que también han confirmado la incorporación de sus equipos y redes el 6 de junio. Entre los nombres de la lista aún no figura ninguna operadora española, aunque Orange ha confirmado a este diario que sí participará en la prueba. Aunque el salto del IPv4 al IPv6 supone dificultades técnicas y un coste que va en función del servicio y de la red disponible, las operadoras reconocen que no hay más remedio que darlo para seguir aumentando el número de clientes.

Las que ya han confirmado su participación este año aseguran que al menos el 1% de sus clientes de telefonía fija podrá acceder a las webs a través de IPv6, mientras que fabricantes de equipos de red como Cisco y D-Link afirman que ellos habilitarán este protocolo en las configuraciones por defecto de todos sus productos. La mayoría de los routers comercializados en los últimos años ya tienen soporte IPv6 o podrán actualizar su versión de software. Los propietarios de webs, por su parte, permitirán el acceso a través de IPv6 de forma permanente.

Despliegue gradual

El despliegue de IPv6 se está realizando gradualmente, en una coexistencia con el IPv4 sin riesgo de colapso. "La mayoría de los usuarios no notará la transición en absoluto", destacan desde la ISOC. Akamai, la principal empresa en infraestructura de redes de servidores, participó en la prueba parcial del año pasado y volverá a colaborar este año. Su director de ventas en España, Miguel Serrano, explica que uno de los objetivos de la empresa es ofrecer a los proveedores de contenido "mantener sus sitios de origen IPv4 el tiempo que quieran, permitiéndoles a la vez alcanzar audiencias tanto IPv4 como IPv6 sobre un internet híbrido". Los servidores podrán, por tanto, dar respuesta tanto a solicitudes IPv4 como IPv6.

En cuanto a políticas públicas, el Consejo de Ministros aprobó el 29 de abril de 2011 un plan de fomento para la incorporación del IPv6. El Ministerio de Industria también participó en la prueba parcial. Desde entonces, entre otras medidas, se ha garantizado el funcionamiento del IPv6 en los nombres de dominio ".es".