Jueves, 2 de Febrero de 2012

Grecia y los bancos acercan posturas pero aún no pactan

Las bolsas ya lo han celebrado con fuertes subidas

D. BASTEIRO / P. BLÁZQUEZ ·02/02/2012 - 13:39h

Un voluntario ofrece ayuda en las calles de Atenas. EFE

El pacto está prácticamente cerrado, pero su suerte ha sido unida a la de los recortes y el volumen de ayudas públicas del segundo rescate de Grecia. Un portavoz del Instituto de Finanzas Internacionales, la patronal de los bancos más importantes, aseguró ayer que el acuerdo para reducir el volumen de deuda griega llegará "en los próximos días", según The Wall Street Journal. Los grandes bancos que invirtieron en deuda griega no verían el retorno de hasta el 70% de su inversión, pero se asegurarían a cambio nuevos títulos con un interés inferior al 4% y una garantía de la eurozona de que esos sí los cobrarán.

El acuerdo, considerado ya inminente la semana pasada por el comisario de Economía, Olli Rehn, depende ahora de las condiciones del segundo paquete de ayudas públicas. Los nervios de los inversores y la recesión han hecho que los 130.000 millones de euros prometidos por la eurozona en octubre sean ahora insuficientes. El nuevo rescate con ayuda pública podría rondar los 145.000 millones, pero sólo se cerrará cuando los técnicos europeos y Grecia acuerden un nuevo programa de medidas económicas, que incluirá privatizaciones y más austeridad para poner en orden las finanzas públicas helenas.

Los bancos acreedores lideran las subidas en las bolsas europeas

Los acuerdos son en realidad interdependientes, ya que, con unas condiciones más favorables a la banca, sería necesario un volumen superior de ayudas públicas y viceversa. Los técnicos de la llamada troika (la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional), esperan llegar a un acuerdo sobre los detalles del se-gundo rescate esta semana.

En contra de lo que ocurrióla semana pasada, ayer los mercados sí confiaron en la inminencia del acuerdo. Así lo demuestran las potentes subidas que se registraron en los principales índices bursátiles europeos y el alto volumen negociado. El mercado italiano fue el más alcista, al ganar un 2,76%, seguido por el alemán, que subió un 2,44%. El Ibex 35 español también estuvo entre los mejores tras avanzar un 2,2%, hasta los 8.696 puntos.

El sector financiero en general fue el más beneficiado por la inminente solución del nuevo capítulo del culebrón griego y los bancos con más exposición a la deuda helena lideraron las subidas en el Eurostoxx, el índice que agrupa a las principales empresas del Viejo Continente. El francés Société Géné-rale se revalorizó casi un 6%; AXA, un 5,7% y el italiano Intensa Sanpaolo avanzó más de un 5,5%.

La prima de riesgo española baja a 299, su nivel más bajo en dos meses

La euforia también se dejó notar en el mercado de deuda. Portugal consiguió colocar una emisión de letras a un tipo de interés inferior al de la subasta anterior de similares características, a pesar del castigo que su deuda está sufriendo en el mercado secundario. Alemania también colocó bonos a diez años, con una demanda aceptable, pero inferior a la de la anterior subasta. "Esto se ha interpretado como que no hay una búsqueda hacia los activos refugio y sí hay apetito por el riesgo. Aunque, en realidad, lo que hay es una borrachera de liquidez propiciada por el Banco Central Europeo que estimula todo tipo de inversiones", asegura Ignacio Cantos, director de Renta Variable de Capital Bolsa.

Tras estas subastas, hubo una fuerte relajación de las primas de riesgo de los principales países de la periferia del euro. La española bajó de los 300 puntos (cerró en 299,8 puntos básicos) por primera vez desde el 5 de diciembre, y la portuguesa se moderó en más de 125 puntos.

Además, los expertos coinciden en que ayer los mercados estuvieron impulsados por el efecto alcista que se suele dar el primer día de cotización de cada mes.