Miércoles, 1 de Febrero de 2012

Los docentes piden que la Educación se sitúe al margen del vaivén político

EFE ·01/02/2012 - 10:26h

EFE - El ministro de Educación, Jose Ignacio Wert (i), durante su comparecencia ayer en la comisión de Educación en la Cámara Baja.

Un auténtico pacto de Estado basado en el consenso y la responsabilidad, "para que la Educación deje de estar al capricho ideológico" de los gobiernos, ha exigido hoy el presidente de la Asociación de Profesores de ESO de Castilla y León, Honorio Guillén, profesor de Instituto en Babilafuente (Salamanca).

"Tres leyes en apenas veinte años -LOGSE (1990), LOCE (2002) y LOE (2006)-, con una más en puertas, son muchas. Esto no puede seguir así. La Educación debe plantearse como una cuestión de Estado mediante un pacto entre los grandes partidos", ha defendido Guillén.

El presidente de ASPES-Castilla y León ha apelado a un "cambio de mentalidad" de la clase política para lograr una estabilidad con leyes que duren entre quince y veinte años, a las que se podría hacer "pequeños ajustes" en función de los gobiernos que lleguen, pero sin alterar el sentido de las "grandes directrices marcadas".

Sólo así, ha proseguido este docente del Instituto Senara en Babilafuente (Salamanca), se puede lograr la estabilidad que en su opinión precisa el sistema educativo.

Honorio Guillén se ha mostrado partidario de un Ministerio de Educación fuerte, "que haga cumplir a las comunidades autónomas los programas y niveles" legislados, "pero para ello hace falta una alta inspección con suficiente poder como para garantizar el nivel educativo", ha matizado.

Acerca de las propuestas del ministro José Ignacio Wert, ayer en la Comisión de Educación del Congreso de los Diputados, ha elogiado la valentía de aumentar en un curso, de carácter obligatorio, el ciclo de Bachillerato y la Formación Profesional de Grado Medio, a lo "que hace diez años el propio PP no se atrevió por temor a las manifestaciones", ha apostillado.

"Tal vez ahora se toma esta decisión a instancias de la Unión Europea", necesaria según testimonia, a juicio de Guillén, el índice de fracaso académico en España, prácticamente el doble que la media comunitaria según sus apreciaciones.

En Bachillerato y Formación Profesional, ha añadido, "debe primar el principio de especialización frente al de profesor generalista" a la hora de impartir las materias.

Para el presidente de ASPES-Castilla y León, hace falta también un "reconocimiento social" de los docentes como colectividad, para lo cual "no deben aplicarse más recortes" presupuestarios, ha concluido. EFE