Jueves, 4 de Octubre de 2007

"Sin decir la verdad no puedes hacer música"

JESÚS MIGUEL MARCOS ·04/10/2007 - 22:23h

Jason Pierce, el rockero espacial.

Entre las múltiples revisiones de la psicodelia desde finales de los 60, la corriente encabezada por Jason Pierce con Spaceman 3, primero, y Spiritualized, después, fue de las más intensas y tóxicas. Rock espacial envolvente y expansivo que ahora desnuda en el proyecto Spiritualized Acoustic Mainlines, donde los drones se sustituyen por un coro gospel. Mañana toca en el Festival Independiente de Zaragoza y la próxima semana recorre España en la gira de presentación del Festival Wintercase: el 10 en Barcelona, el 11 en Valencia, el 12 en Madrid y el 13 en Bilbao.

¿Cómo surge Acoustic Mainlines, esta nueva versión de Spiritualized?

De forma accidental, gracias a un concierto benéfico para el cantante Daniel Johnston. La idea era tocar algunas de las canciones de Daniel en acústico, pero yo no tenía la confianza suficiente como para hacerlo en solitario. Así que me llevé un cuarteto de cuerda y un grupo de coristas de gospel. Fueron sólo 25 minutos, pero el resultado fue deslumbrante. Cuanto más desnudaba las canciones, más emocionantes sonaban.

¿Y cómo ha ido el resto de conciertos?

Increíble. Creo que es la cosa más hermosa en la que he estado implicado. Nos sentimos como una banda.


¿Por qué ese interés en la música gospel?

Bueno, mi idea es la siguiente: sin decir la verdad no puedes hacer música. No puedes cantar sobre lo que no conoces. Y el gospel es el género más verdadero, porque tienes que creer para meterte en la música. Hay una pasión y una creencia en la canción que cantas.  


¿Es posible cantar gospel sin ser religioso?


No creo que haya nadie que quiera cantarlo sin ser religioso. Las chicas que me acompañan en esta gira pertenecen a un coro parroquial y cantan habitualmente en la iglesia.


¿Quiere decir que usted sigue alguna religión?


No, no(ríe). Yo no lo canto, sólo ellas. En todo caso, yo tengo mi propio “gospel” [juega con el término, que en español significa, además, evangelio].


¿Ya tiene listo el nuevo disco de Spiritualized?


Sí. Ha sido tan difícil terminarlo... Caí gravemente enfermo en el último tramo de la grabación y tuvimos que parar un año. Retomarlo me resultó muy complicado, parecía que estaba trabajando sobre la música de otra persona.


¿Ha quedado satisfecho?


Sí, sobre todo con el proceso de creación. La mayor parte de la gente cree que lo más importante es terminar productos, pero para la persona que los hace lo más importante es el proceso de hacerlos. El nuevo disco no tiene ningún valor para mí, porque ya lo terminé.


¿Y cómo va a ser?

El formato canción está más presente. Es la primera vez que compongo las canciones solo con la guitarra y eso se nota. Algunas las estamos tocando en esta gira en formato acústico. Pero el estilo... No sé, suena a Spiritualized.

¿Ya tiene título?

Lo tiene, pero no lo digo porque todavía estoy buscando un sello discográfico.

¿Qué bandas escucha?

Muchas, sobre todo las que nos encontramos en festivales. Una banda de Austin llamada Black Angels, también gente como Matthew Shipp, Spring Heel Jack...