Miércoles, 18 de Enero de 2012

Se necesitarán entre 2 y 6 semanas para sacar el combustible del Concordia

EFE ·18/01/2012 - 10:56h

EFE - Trabajadores cargan tubos y otros materiales que serán empleados en las labores de extracción del combustible del depósito del crucero "Costa Concordia", semihundido en la costa de la isla italiana de Giglio, hoy, miércoles 18 de enero de 2012.

Se necesitarán entre dos y seis semanas para llevar a cabo la extracción de las 2.380 toneladas de carburante del interior del crucero Costa Concordia, que naufragó con 4.229 personas a bordo el pasado viernes en aguas de la isla italiana del Giglio.

Este fue el plazo del que habló Max Iguera, de la compañía Cambiaso Risso y representante en Italia de la empresa holandesa Smit Salvage, encargada de los trabajos de extracción del combustible.

En una entrevista con el canal de televisión SkyTg24, Iguera subrayó que es muy pronto para hacer una estimación precisa de tiempo pero que, en una valoración "muy aproximada", se habla de "un mínimo de dos hasta cinco o seis semanas".

Asimismo, señaló que las operaciones para extraer el carburante "tendrían que comenzar en unos días", cuando se "completen las "operaciones preparatorias", ya que hay que organizar todos los materiales y la maquinaria para llevar a cabo el vaciado del combustible.

El responsable en Italia de la compañía Smit precisó que se utilizará un sistema que permite perforar la chapa de la cisterna que contiene el combustible sin que este se vierta al exterior, para después proceder a la extracción sin que se produzca contaminación.

Iguera manifestó, además, que para la remoción de los restos del crucero, que yace sobre su lado derecho a pocos metros de la costa de la isla del Giglio, serán necesarios "algunos meses".

El Costa Concordia, propiedad de la compañía Costa Cruceros, encalló el pasado viernes frente a las costas del Giglio con más de 4.000 personas a bordo.

Hasta el momento, el número de muertos en el naufragio asciende a 11, mientras una veintena de personas siguen desaparecidas, entre ellas la peruana Erika Soria, de 26 años, que trabajaba como camarera en el "Costa Concordia".