Lunes, 16 de Enero de 2012

Los familiares de Gual identifican el cadáver tras el naufragio en Giglio

El fiscal jefe de Grosseto, Francesco Vesurio, confirma que toda la responsabilidad del naufragio del Costa Concordia fue del capitán

DANIEL DEL PINO ·16/01/2012 - 10:42h

Los familiares del mallorquín Guillermo Gual identificaron hoy su cadáver en el hospital de Grosseto, después de que fuese encontrado ayer por la tarde en el interior del crucero Costa Concordia, que encalló el pasado viernes frente a las costas de la isla de Giglio (Toscana).

Fuentes diplomáticas confirmaron a la agencia Efe que un sobrino de la víctima, que se encontraba con él en el crucero, y otro familiar, llegado desde Palma de Mallorca, fueron los que reconocieron el cuerpo. Los familiares estaban acompañados por el embajador de España en Italia, Alfonso Lucini, que se desplazó hoy a Grosseto.

El cadáver de Gual fue localizado en torno a las cuatro de la tarde del domingo por los servicios de rescate junto al de otro italiano, Giovanni Masia. Ambos, de avanzada edad, llevaban puestos los chalecos salvavidas pero no lograron llegar hasta los botes salvavidas para ser evacuados.

La pasada madrugada, los bomberos hallaron otro cuerpo más dentro de la nave en una zona que no estaba anegada, lo que eleva a seis los muertos en el naufragio. La víctima aún no ha sido identificada ni se ha recuperado el cuerpo, pero sí se ha confirmado que se trata de otro pasajero. Por ahora quedan 16 personas desaparecidas.

"Se confirman las sospechas del primer momento"

Mientras tanto, continúa aumentando la presión en torno al capitán de Costa Concordia, Francesco Schettino, que se encuentra detenido y está acusado por la Fiscalía de Grosseto de homicidio múltiple involuntario, naufragio y abandono del barco.

El fiscal jefe, Francesco Vesurio dijo esta mañana que "se está confirmando la idea que nos hicimos desde el primer momento del desastre [sobre la responsabilidad de Schettino] a medida que avanzan las investigaciones de las fuerzas del orden y as autoridades marítimas".

Los fiscales, además de analizar la caja negra del aparato, han entrevistado ya a "cientos de personas entre pasajeros, tripulación y miembros de los equipos de rescate", explicó.

Costa Crociere vuelve a reconocer el "error humano"

En una rueda de prensa desde la sede de Costa Crociere en Génova, la naviera del Costa Concordia, el administrador delegado, Pierluigi Foschi, admitió que "la empresa dará toda la asistencia legal necesaria al capitán, pero tenemos que ser consecuentes y tutelar a las 4.200 personas que viajaban en el Costa Concordia por lo que no podemos negar el error humano en este accidente".

"Tenemos que ser consecuentes y tutelar a las 4.200 personas. No podemos negar el error humano" Foschi no negó que "el procedimiento que siguió al golpe contra el escollo no respetó las normas de adiestramiento que habíamos dado a nuestro capitán", Francesco Schettino, que trabaja en el Concordia desde 2006.

El responsable de la empresa aseguró que "cada dos semanas llevamos a cabo un simulacro de evacuación con las autoridades competentes" -Capitanería de Puertos y la sociedad Rina, encargada de conceder los permisos y certificaciones de navegación-. Esos  permisos, según Foschi "fueron renovados en noviembre de 2011".

"Desde hace muchos años, Costa Crociere tiene un sistema interno en materia de calidad de producto, seguridad del medioambiente y del trabajo y en materia de ética que va por encima de las normas internacionales. La Rina hizo un control sobre estos aspectos en diciembre e incluso dos inspectores formaron parte del simulacro como pasajeros sin que recibiéramos ninguna objeción", recalcó. 

Un videoaficionado muestra los momentos de la evacuación en el "Costa Concordia"

Sobre la maniobra de "saludo" a la isla, que podría ser una de las razones por las que el barco naufragó, Foschi aseguró que los cruceros de Costa Crociere sólo lo han hecho "una vez". Se refirió al pasado mes de agosto. Los medios ayer publicaron una correspondencia entre el alcalde de la isla, Sergio Ortelli,y el capitán de la compañía, Massimo Calisto Garbarino, agradeciéndole "el espectáculo de anoche".

El saludo a la isla es una maniobra que consiste en aproximar el crucero a la costa de Giglio y hacer sonar las sirenas, algo que según cuentan los habitantes de la isla, convirtió en tradición el capitán de Costa Crociere, Mario Palombo, que se acostumbró a saludar a sus familiares en Giglio de esta manera.

"Nos distanciamos completamente del comportamiento de Schettino", dijo, sin embargo, Foschi.

Por otra parte, La compañía estadounidense Carnival Corporation, propietaria de Costa Crociere, ha señalado hoy que el naufragio tendrá un impacto de entre 85 y 95 millones de dólares (entre 67 y 75 millones de euros) en sus beneficios de 2012, informa EFE. 

Suspendido el rescate por el mal tiempo

A causa del mal tiempo, los equipos de rescate han suspendido sus trabajos esta mañana. La nave ha comenzado a moverse -se ha desplazado entre 9 y 10 centímetros- y corre el riesgo de hundirse en una fosa de 70 metros de altura. Todo el personal que estaba trabajando dentro del barco ha sido evacuado.

Además, esto ha retrasado también la extracción de las 2.380 toneladas de gasóleo y 50 toneladas de aceites que llevaba el crucero de lujo, lo que para el ministro de Medioambiente, Corrado Clini, supone un alto riesgo ecológico. En la zona en la que está encallado el Costa Concordia hay dos parques naturales.

Foschi aseguró que por ahora no había ningún problema con los depósitos de combustible y que no había habido ninguna fuga.

Noticias Relacionadas