Sábado, 14 de Enero de 2012

El PP se apresura a solicitar leyes más duras y el Gobierno promete reformas

Las defensas de los absueltos piden respeto

Á. MUNÁRRIZ ·14/01/2012 - 06:00h

Las reacciones al fallo estuvieron a la altura del inusitado impacto mediático y político del caso Marta del Castillo. Fue precisamente en plena conmoción por las revelaciones sobre el mismo y con el asesinato de la niña Mari Luz Cortés aún reciente cuando el PP empezó a insistir en la idea de introducir la cadena perpetua revisable, medida que finalmente incluyó en su programa. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, reafirmó ayer tras conocerse el fallo la voluntad del Ejecutivo de "revisar la legislación para fortalecer la protección a los menores víctimas de delitos, además del tratamiento de los casos en los que son menores los que comenten delitos graves". La portavoz del Ejecutivo anunció una "profunda reforma del sistema de penas con medidas con la prisión permanente revisable", informa Efe.

Javier Arenas, presidente del PP andaluz, expresó al igual que Santamaría su "respeto" por la sentencia, pero se apresuró a reclamar un endurecimiento de las penas "especialmente para aquellos que hacen a los niños y a los adolescentes sus víctimas". La absolución de tres de los cuatro acusados, así como el hecho de que Miguel Carcaño sólo fuera condenado por asesinato, no es producto de una legislación débil, sino de que no hay pruebas suficientes para condenar. No obstante, Arenas, poco después de que saliese la sentencia, de 141 folios, afirmó que le preocupaba que "en ocasiones se tomen decisiones que no se entiendan". El líder del PP andaluz se refirió al "inmenso dolor" que ha sentido, ya que tanto él como su familia están "muy cerca" de la familia Del Castillo.

Griñán: "Cierta sorpresa"

"Esta ha sido una cuestión que ha estado mucho en boca de todo el mundo y nosotros debemos tener rigor, no debemos decir nada que pueda malinterpretarse", afirmó el presidente andaluz, José Antonio Griñán, en declaraciones en Granada. No obstante, ve lógico que haya "una cierta sorpresa" porque "todos sabemos lo que ha ocurrido y la colaboración de muchas personas para ocultar el crimen".

Desde la familia llegaron mensajes de enorme indignación y dolor. El padre de Marta, Antonio del Castillo, afirmó que en España "no hay justicia". Las defensas de los tres acusados absueltos expresaron su satisfacción por la sentencia y pidieron "respeto" hacia sus clientes.