Lunes, 2 de Enero de 2012

El que tiene el culo alquilado...

 

 

JOSEP JOVER ·02/01/2012 - 09:13h

Acabo de hojear el reglamento de la ley Wert (ex-Sinde) y veo que no existen, a vuelapluma, más modificaciones que la de respetar la nueva atribución ministerial a Educación, Cultura y Deporte. Tal ha sido la presión del "amigo americano", que no pasaron seis horas del ultimátum dado al Gobierno por el lobby de las Entidades de Gestión, para que el reglamento exigido apareciera publicado en el BOE.

Por otra parte, como cosa que de corazón me afecta, el cacareado fin del llamado "canon digital". ¿Fin? Más bien cambio de casilla de cobro.

Decir que eliminas un canon digital, condenado judicialmente en Europa por indiscriminado, es decir que venía a pagarlo gente que no hacía copia privada, y que ahora lo cambias por una subvención del Ministerio de Educación y Cultura, dinero que sale del bolsillo de absolutamente todos los españoles, algo más indiscriminado aún.

Es cuanto menos irónico que los que predicaban contra la política de la subvención conviertan un diezmo moribundo en una subvención ministerial. Entiendo que eso es base suficiente como para que se pueda volver a impugnar ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

Es decir, tenemos un canon que continuaremos pagando con nuestros impuestos, pero cambiado de nombre; y, a cambio de eso, se pone en marcha una norma que (y no pongo ninguna palabra mía), según las declaraciones del vicesecretario general de Comunicación del Partido Popular, Esteban González Pons, "reinventa la censura y crea una policía del pensamiento".

Hay un viejo refrán catalán que dice: "El que tiene el culo alquilado, no se sienta cuando quiere".

Pues eso, después que no nos hablen de soberanía nacional. Usando sus propias palabras, es más soberana, señor Wert, Somalia que España. Y si ya no tenemos soberanía, lo que nos sobra no es el Senado, sino el Congreso de Diputados y el Gobierno que nace de él.

*Abogado del caso Padawan contra el canon digital.