Archivo de Público
Jueves, 29 de Diciembre de 2011

Mead Johnson confirma FDA estudia planta Enfamil por Cronobacter

Reuters ·29/12/2011 - 14:55h

Por Alina Selyukh

Inspectores de salud de Estados Unidos visitaron esta semana una fabrica de la fórmula para bebés Enfamil como parte de una investigación sobre la causa de infecciones bacterianas con Cronobacter, que ya provocaron la muerte de un bebé y enfermaron a otro, informó un portavoz de Mead Johnson Nutrition Co.

La visita es un procedimiento estándar en este tipo de investigaciones por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por su sigla en inglés), dijo el portavoz de Mead Johnson Chris Perille.

Las pruebas realizadas por la propia compañía realizó en dos ocasiones no hallaron signos de la bacteria en cuestión.

La primera serie de resultados de los controles llevados a cabo por la FDA podría conocerse el viernes, aunque la investigación continuará por varias semanas, según indicaron funcionarios de salud.

"Dado que la Cronobacter está comúnmente presente en el ambiente, esperamos que estén observando una gran cantidad de otras posibles fuentes, como el agua, la ropa de cama y las superficies de preparación y uso", dijo Perille.

"Este es un procedimiento operativo estándar para ellos, y esperamos que también haya inspectores visitando instalaciones de producción de otros varios productos como parte de su investigación", agregó.

Miembros de Abbott Laboratories Inc y Pfizer Inc, firmas productoras de fórmulas rivales, dijeron que sus instalaciones no habían sido visitadas por inspectores sanitarios.

Las acciones de Mead Johnson cayeron un 11 por ciento desde que Wal-Mart Stores Inc y otros minoristas retiraron un lote de latas de Enfamil Newborn de las estanterías, luego de la muerte de Avery Cornett, un bebé de 10 días, en Misuri.

Hasta el momento no se ha establecido relación entre ninguna fórmula y la muerte del pequeño, quien tuvo resultados positivos de Cronobacter, una bacteria que en algunas ocasiones se ha vinculado con enfermedad extraña en recién nacidos y que se ha encontrado en fórmula láctea en polvo para bebés.

Los inspectores de la FDA visitaron una instalación de Mead Johnson en Michigan, donde se fabricó el producto, y otra en Indiana, donde se mantenían algunos registros.

TRES BEBES, SIN RESPUESTAS

La investigación, realizada por la FDA y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC por su sigla en inglés), incluye la evaluación de muestras de la fórmula láctea, agua destilada y el ambiente al que estuvieron expuestos el bebé fallecido y uno que enfermó en Illinois.

Antes de que Cornett muriera, el 18 de diciembre, había consumido fórmula láctea Enfamil comprada en una tienda de Walmart en Misuri.

El pequeño de Illinois, que se está recuperando, estuvo expuesto a varios tipos de fórmula además de la leche en polvo Enfamil, y a otros productos de venta libre, según la FDA.

"No tenemos evidencia que muestre que las dos infecciones estén relacionadas, y los dos casos que se produjeron en el último mes podrían representar algo más que una coincidencia", dijo Kate Levinson, portavoz de los CDC.

En tanto, el martes se confirmó que un tercer bebé, de menos de 1 mes de vida y que vive en Oklahoma, también tenía infección por Cronobacter. Ese bebé, que se está recuperando luego de un tratamiento, no estuvo expuesto a Enfamil, según los funcionarios de salud estatales.

Cronobacter spp. (Enterobacter sakazakii) es un patógeno implicado en casos esporádicos de infecciones graves en recién nacidos de hasta 4 a 6 semanas de edad. No se ha podido probar el origen del organismo.

Las infecciones por Cronobacter no son informadas regularemente a los CDC, y los funcionarios de la agencia señalan que en promedio reciben reportes de entre cuatro y seis casos por año.