Archivo de Público
Martes, 27 de Diciembre de 2011

El Congreso prohíbe fotografiar mensajes privados de parlamentarios

La polémica saltó por la publicación de una imagen que captaba un SMS recibido por Rubalcaba en el curso de una sesión plenaria

PÚBLICO.ES / EUROPA PRESS ·27/12/2011 - 20:01h

Alfredo Pérez Rubalcaba habla por teléfono en el Congreso - EUROPA PRESS

La caza de mensajes y notas privadas de los parlamentarios puede llegar a su fin. La Mesa del Congreso advertirá con la retirada de la credencial de prensa a los informadores gráficos que fotografíen papeles y mensajes o correos privados de diputados en el hemiciclo.

La polémica ha saltado en el Congreso durante las últimas semanas. Una de las razones: la publicación de una imagen que captaba un SMS recibido por el socialista Alfredo Pérez Rubalcaba en el curso de una sesión plenaria.

También se han producido otros episodios relacionados con el trabajo de los fotoperiodistas en la Cámara Baja, como hace dos semanas, cuando la vicepresidenta de la mesa y diputada del PP, Celia Villalobos, reprendió a los fotógrafos por tomar instantáneas del escaño de Rajoy. 

El órgano entiende que afecta al derecho a la privacidad de las comunicaciones

El presidente del Congreso, Jesús Posada, encargó entonces a la Secretaría General de la Cámara un informe con posibles actuaciones para "compaginar de forma clara" el derecho a la libertad de información con la protección del derecho a la privacidad de las personas, ambos recogidos en la Constitución.

"Que no se vuelva a producir"

Según explicó la vicepresidenta primera, Celia Villalobos, "el presidente ha dicho que no puede admitir que se pueda entrar en la privacidad de los diputados" y "ha encargado a los servicios de la Cámara que estudien la posibilidad de que eso no se vuelva a producir".

Ese informe jurídico se analizará este miércoles en la Mesa del Congreso, que dará vía libre a una especie de reglamento interno para los informadores gráficos que incluirá la amenaza de la retirada de la credencial de prensa para quien incumpla las normas.