Archivo de Público
Jueves, 22 de Diciembre de 2011

El Nikkei pierde terreno en una sesión con un escaso volumen de negocio

EFE ·22/12/2011 - 06:13h

EFE - Un hombre observa una pantalla que ofrece información bursátil en Tokio (Japón). EFE/Archivo

La Bolsa de Tokio cayó hoy después de dos jornadas consecutivas en positivo en una sesión marcada por el pobre volumen de negociación, y cerró la semana, puesto que mañana es festivo en Japón, por debajo de los 8.400 puntos.

El selectivo Nikkei de la Bolsa de Tokio cerró con una caída de 64,82 puntos, el 0,77 por ciento, y quedó en 8.395,16 puntos, mientras que el índice Topix, que agrupa a todos los valores de la primera sección, cayó un 2,56 puntos, el 0,35 por ciento, hasta 723,12 enteros.

De entre los 33 sectores que forman el parqué nipón las pérdidas las lideró el de maquinaria, seguido por el metalúrgico y el de maquinaria eléctrica, mientras que ganaron terreno el de transporte aéreo, gas y electricidad y el mixto, que incluye al gigante de los videojuegos Nintendo.

El volumen de negociación en la sesión fue muy bajo durante toda la jornada con muchos inversores locales desconectados ante el fin de semana de tres días en Japón, y con los inversores extranjeros a las puertas de las vacaciones de Navidad.

El volumen de negociación, que el martes alcanzó su mínimo anual, fue hoy de 1.180,67 millones de acciones, por debajo de los 1.252,03 millones del miércoles.

El mercado nipón mostró muy poca reacción a la rebaja de la agencia nipona de calificación Rating and Investment Information (R&I) sobre los bonos de deuda japonesa, de "AAA" a "AA-plus", anunciada ayer.

"La calificación de R&I es importante, pero el mercado está más centrado en los movimientos de las agencias internacionales de calificación crediticia", informó el analista de Mizuho Securities, Takafumi Horiuchi.

Entre los principales valores relacionados con las exportaciones, Kyocera perdió un 3 por ciento, mientras que TDK cayó un 2,8 por ciento.

Por su parte, las empresas vinculadas con los semiconductores perdieron terreno, como Advantest, que cayó un 4,5 por ciento después de que el líder de software, el norteamericano Oracle, reportara unos resultados trimestrales peores de lo esperado.

El fabricante de robótica industrial Fanuc, perdió un 3,4 por ciento por las ventas de acciones antes del largo fin de semana.

Por su parte, la operadora de la maltrecha central nuclear de Fukushima, TEPCO, creció un 5,2 por ciento tras anunciar sus planes para subir los recibos de las facturas de electricidad para las fábricas y los edificios de oficinas desde abril.

En la primera sección, 946 valores cayeron, 537 avanzaron, mientras que 171 permanecieron invariables.