Archivo de Público
Sábado, 10 de Diciembre de 2011

El regreso de Noriega resucita a la Cruzada Civilista para pedir justicia

EFE ·10/12/2011 - 01:58h

EFE - Ciudadanos panameños protestan ante el regreso del exdictador Manuel Antonio Noriega, este 9 de diciembre, en Ciudad de Panamá (Panamá).

Cientos de personas se manifestaron vestidas de blanco en la ciudad de Panamá para exigir a las autoridades que encarcelen al exdictador Manuel Antonio Noriega a su llegada el domingo al país, sin concederle el arresto domiciliario.

La manifestación, convocada por antiguos miembros de la Cruzada Civilista en la céntrica calle 50, fue similar a las que esa plataforma de grupos civiles y gremiales llevó a cabo hace más de veinte años para luchar contra la dictadura militar, aunque menos nutrida, ya que en ese entonces convocaba a miles de personas.

"Es un tema de principios", más que de cantidad de participantes, declaró a Efe Roberto Brenes, uno de los líderes históricos de la Cruzada Civilista, quien afirmó que el objetivo de la protesta es "simple y sencillamente que se cumplan estrictamente las sentencias" dictadas en Panamá contra el antiguo "hombre fuerte" del país.

Noriega, que tras su detención en la invasión militar de Estados Unidos de 1989 ha estado encarcelado en ese país, primero, y luego en Francia por delitos de narcotráfico y lavado de dinero, ha sido juzgado en ausencia en Panamá y tiene pendientes por cumplir en su país varias penas que suman más de 60 años de cárcel.

"Noriega ha pagado sus delitos al resto del mundo, a los Estados Unidos por narcotráfico e igualmente en Francia (por blanqueo de dinero), pero en Panamá no ha pagado ni un día por ninguno de sus delitos", declaró por su parte Gilbert Mallol, uno de los fundadores de la Cruzada Civilista y quien la bautizó con ese nombre.

"Los delitos de Noriega son de lesa humanidad y debe pagar lo que le queda para que la historia y las nuevas generaciones puedan darse cuenta de que el crimen paga, y de que el abuso de los derechos humanos se pagan", dijo Mallol sobre la posibilidad de que se le conceda el arresto domiciliario por su edad y su estado de salud.

El Código Penal panameño, explicó Mallol, establece que un juez, si así lo considera, puede conceder el beneficio de "casa por cárcel" a los mayores de 71 años, pero indicó que la ley exceptúa los delitos de lesa humanidad, lo que deja fuera a Noriega.

El exdictador tiene 77 años y ha sufrido un derrame que le afectó su movilidad, lo que ha llevado al presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, a expresar meses atrás su "lástima" por él, lo que suscitó sospechas de que pudiera apoyar su arresto domiciliario.

Guillermo Rolla Pimentel, por su lado, dijo que ahora es momento de recordar a las víctimas de la dictadura militar (1968-1989).

"Ha habido veinte años de democracia y todavía no hay justicia ni para el país ni para las víctimas (...) Ha llegado el momento en que el país debe reflexionar y hacer justicia, no solamente con Noriega, con todos los exoficiales que participaron en la dictadura y los civiles que fueron cómplices", dijo a Efe Rolla Pimentel

El médico, que se vio obligado a exiliarse trece años durante la dictadura militar, recordó que los gobiernos democráticos no han indemnizado a las víctimas de la dictadura y afirmó que Noriega debe cumplir íntegras las penas a que ha sido condenado y "las que vienen", porque aún tiene procesos pendientes en este país.

"Él se lo buscó, atropelló a todo el pueblo panameño", recordó el médico y político panameñista, que fue ministro de Salud durante el gobierno de Mireya Moscoso (1994-1999).

Entre los manifestantes, que portaban banderas blancas, había personas que llevaban pancartas con lemas como "Noriega asesino, mataste a Giroldi", en referencia a un compañero de armas que intentó darle un golpe militar, o "Noriega asesino, debe ir para La Joya (una prisión común) no para su casa ni celda de lujo".

El Ministerio de Gobierno emitió hoy un comunicado en el que dice que todo está listo para recibir a Noriega una vez llegue a Panamá y trasladarlo, garantizando su seguridad, al Centro de Rehabilitación El Renacer, donde "será tratado como cualquier otro privado de libertad y estará en una celda individual".

Según las autoridades, Noriega tiene previsto regresar en un vuelo regular de Iberia el domingo a las 17.30 horas (22.30 GMT) para ser trasladado inmediatamente a esa prisión, situada en una zona selvática próxima al Canal, a unos 40 kilómetros de la capital.

Noriega fue el último general que sojuzgó Panamá durante el periodo dictatorial inaugurado en 1968 por un golpe encabezado por el general Omar Torrijos, fallecido en 1981.