Archivo de Público
Viernes, 9 de Diciembre de 2011

Se reaviva en Francia la idea del complot contra DSK

Un vídeo con las imágenes de las cámaras de seguridad del Sofitel y nuevas revelaciones de Libération ponen en duda el proceso

PÚBLICO.ES ·09/12/2011 - 11:30h

La cadena de información BFM-TV difundió ayer imágenes de las cámaras de seguridad del hotel Sofitel de Nueva York correspondientes al 14 de mayo, día en que una empleada de limpieza denunció al exjefe del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, por haber intentado abusar sexualmente de ella.

Los vídeos van desde las 12.27 horas, cuando DSK salía del establecimiento, hasta la llegada de la Policía a las 14.00 horas y por el comportamiento de los protagonistas del escándalo. Esto, junto a nuevas revelaciones del diario Libération, en las que se habla de supuestas presiones del Gobierno Sarkozy para que Strauss Khan fuera encarcelado, ha reavivado la teoría del complot.

En una primera secuencia de imágenes se aprecia como DSK sale del ascensor, se presenta en recepción, paga la cuenta y sale por la puerta principal para coger un taxi. Parece completamente tranquilo y normal.

Más tarde, otra secuencia muestra a la denunciante, Nafissatou Diallo, sentada en un pasillo esperando a los responsables de seguridad del hotel. Con grandes aspavientos les explica lo que ha pasado en la habitación 2806. A las 13.33 horas, uno de ellos llama a la Policía denunciando la agresión.  

Un minuto después, ambos agentes, los señores Yearwood y May, celebran algo en una habitación aparte abrazándose y haciendo gestos de victoria. May, incluso baila.  

La celebración era conocida porque el bimensual New York Review of Books ya había hablado de ella en un artículo publicado a finales de noviembre por el periodista Edward Jay Epstein, que fue el primer en tener acceso a los vídeos.

Epstein, en su artículo aseguraba que la celebración se extendió durante tres minutos, en lugar de los 13 segundos que se ven en la grabación. Más tarde reconoció que había sido una errata, pero que en cualquier caso la reacción de los agentes seguía siendo muy extraña.

El Sofitel dijo que la escena no había durado más de ocho segundos y que no había ningún tipo de baile. De hecho, Accor, la empresa que posee el hotel dijo también que ambos trabajadores habían negado que la reacción tuviera algo que ver con DSK.

Por si fuera poco, el diario Libération publica una información en la que aseguraba que un funcionario del Ministerio francés de Justicia y otro de Exteriores telefonearon al fiscal Cyrus Vance al día siguiente de que estallara el escándalo y que esa llamada fue vital para que DSK no se librara de la cárcel.

Le Nouvel Observateur publica, además, una entrevista con Michel Taubmann, autor de un libro sobre el arresto del político, y que describe las imágenes como "tan solo el principio". Taubmann siempre ha creído en la teoría de la conspiración contra DSK.