Archivo de Público
Viernes, 25 de Noviembre de 2011

En las mujeres sanas, la aspirina no vale los riesgos: estudio

Reuters ·25/11/2011 - 18:10h

Por Frederik Joelving

La aspirina no es una buena inversión para las mujeres sanas que quieren prevenir infartos o accidentes cerebrovasculares (ACV), aunque suela utilizarse para eso.

En un nuevo estudio, un equipo de Holanda afirma que 50 mujeres tendrían que tomar aspirina durante 10 años para ayudar a una sola, y si todas tienen alto riesgo cardiovascular.

"Son muy pocas las mujeres que realmente se benefician. Si uno no quiere tratar 49 pacientes sanas para ayudar a una sola, no se debería tratar a todas con aspirina", dijo el doctor Jannick Dorresteijn, del Centro Médico de la Universidad de Utrecht, en Holanda.

Los médicos coinciden en su valor preventivo en los pacientes que ya tuvieron un infarto o un ACV, pero no están tan convencidos cuando se trata de la prevención primaria.

Grupos médicos como la Asociación estadounidense del Corazón recomiendan tomar aspirina a las personas con alto riesgo cardíaco, pero los resultados publicados en European Heart Journal sugieren que, aun así, muchas mujeres estarían tomando el fármaco innecesariamente.

El equipo de Dorresteijn analizó datos de 28.000 mujeres sanas mayores de 45 años que habían tomado aspirina (100 mg día por medio) o placebo en un estudio previo de Estados Unidos. La aspirina redujo del 2,4 al 2,2 por ciento la tasa de infartos, ACV y muerte por enfermedad cardíaca.

"En nueve de cada 10 mujeres, el riesgo de enfermedad cardiovascular en los próximos 10 años se redujo menos del 1 por ciento, de modo que el efecto del tratamiento fue bajo", dijo Dorresteijn, que no olvidó mencionar los efectos adversos de la aspirina, como las úlceras sangrantes y la tendencia a tener moretones por sus efectos anticoagulantes.

Tras restar los efectos secundarios de los beneficios para la salud, el equipo observó que los médicos deberían tratar a una gran cantidad de mujeres para obtener una ventaja neta.

"Las mayores de 65 años se benefician más que el resto, pero ese beneficio es tan pequeño que habría que tratar a 49 mujeres sanas para prevenir un problema cardiovascular. Claro que es desalentador: uno quiere que un medicamento sea efectivo", indicó Dorresteijn.

El panel de expertos U.S. Preventive Services Task Force (USPSTF) recomienda que los hombres de entre 45 y 79 años tomen aspirina para prevenir infartos, siempre y cuando el beneficio preventivo supere el riesgo de sufrir sangrados.

A las mujeres de entre 55 y 79 años , se les recomienda tomar aspirina para prevenir ACV, con la misma aclaración.

Al doctor Michael LeFevre, del USPSTF, no le sorprendieron los resultados, pero agregó que el equipo "embarró" los beneficios potenciales de la aspirina contra el ACV al incluir los infartos en el análisis.

La cantidad de mujeres que debería tratarse con aspirina para prevenir un ACV depende del nivel de riesgo personal. Para tratar a 50 mujeres para ayudar sólo a una, el riesgo individual a 10 años de desarrollar un ACV debería ser del 19 por ciento.

Según estimó LeFevre, en 1.000 de esas mujeres de 60 años se evitarían 32 ACV y se causarían 12 úlceras sangrantes. "El mensaje central del estudio es que hay una enorme cantidad de mujeres que está tomando aspirina por prevención y que no debería hacerlo. Y el panel coincidiría con esto", agregó.

FUENTE: European Heart Journal, online 16 de noviembre del 2011