Archivo de Público
Miércoles, 23 de Noviembre de 2011

Los afroamericanos con divertículos tienen una peor evolución

Reuters ·23/11/2011 - 16:36h

Por Genevra Pittman

Los afroamericanos necesitan una cirugía de emergencia con más frecuencia que los blancos cuando desarrollan una enfermedad intestinal común y un estudio sobre adultos mayores de la cobertura federal estadounidense Medicare sugiere que tendrían una peor evolución.

Las diferencias culturales o en el acceso al tratamiento explicarían por qué los negros son más propensos que los blancos a morir o recibir el alta hospitalaria después de la cirugía, aunque tengan seguro de salud.

Por ejemplo: los afroamericanos serían menos propensos a consultar con regularidad a un médico de atención primaria o más proclives a atenderse en hospitales más pobres y concurridos.

"Uno se queda con este resultado tan desalentador de que el tratamiento de los negros y los blancos de Estados Unidos sigue siendo distinto", dijo el doctor Selwyn Rogers, Jr., experto en inequidad en la atención quirúrgica de la Escuela de Medicina de Harvard, en Boston, y que no participó del estudio.

"Uno tendría más riesgo de morir si es negro", agregó.

En la diverticulitis, se inflaman o infectan pequeños sacos en el intestino. La condición puede afectar a hasta uno de cada cuatro adultos mayores de Estados Unidos, según publica Archives of Surgery, y es peligrosa si no se detecta a tiempo. Causa dolor estomacal grave y, a veces, náuseas y vómitos.

El estudio de Eric Schneider, de la Escuela de Medicina de Johns Hopkins, en Baltimore, incluyó más de 50.000 pacientes tratados por diverticulitis, ya sea con cirugía de emergencia o electiva, entre el 2004 y el 2007. Eran mayores de 65 años y beneficiarios de Medicare.

Más de dos tercios de las cirugías realizadas a los pacientes afroamericanos fueron de emergencia, comparado con el 55 por ciento en los blancos.

Los negros eran más propensos a morir en el hospital: un 7 por ciento no sobrevivió a la internación, comparado con el 5 por ciento de los blancos. Esa diferencia se mantuvo tras estudiar a los pacientes en emergencia y al tener en cuenta enfermedades preexistentes, como insuficiencia cardíaca y diabetes.

La tasa de mortalidad fue del 1 ó 2 por ciento en blancos y negros tratados con cirugía electiva antes de que los síntomas se agravaran, pero aumentó al 9 por ciento en los negros con la cirugía de emergencia.

Los pacientes negros con diverticulitis también tuvieron internaciones más prolongadas y costosas, y fueron más propensos a tener que ser rehospitalizados al mes de la cirugía.

Aun cuando cuenten con cobertura, los negros deben esperar mucho más que los blancos para que un médico los atienda si tienen síntomas estomacales o no cuentan con centros de fácil acceso para recibir tratamiento, según opinaron los autores que hablaron con Reuters Health.

Por lo tanto, el equipo de Schneider concluye que se necesitan más estudios para determinar por qué a los negros con diverticulitis no les va tan bien como a los blancos, aun cuando ambos tienen cobertura.

FUENTE: Archives of Surgery, online 21 de noviembre del 2011