Archivo de Público
Lunes, 24 de Octubre de 2011

Organizar atención niños con enfermedades crónicas ahorra gastos

Reuters ·24/10/2011 - 14:14h

Por Kerry Grens

Las familias con niños discapacitados pueden ahorrar hasta un tercio del gasto en salud si un llamado "hogar médico" coordina la atención pediátrica, indica una investigación realizada en Estados Unidos.

Un hogar médico podría ser el consultorio del médico de atención primaria que incorpore a la familia en la toma de decisiones y coordine las consultas especializadas de seguimiento.

El concepto obtuvo popularidad en los últimos años como una forma de mejorar las situaciones que suelen ser complejas para las personas con enfermedades crónicas. Y ahora se demuestra que también reduce los costos.

"Esta es una gran noticia", dijo Karen Kuhlthau, profesora del Hospital General Pediátrico de Massachusetts y que no participó del estudio. "Es bueno saber que la atención de mejor calidad es más accesible para las familias", añadió.

El estudio, publicado en la revista Pediatrics, incluyó a más de 31.000 familias con un niño con una enfermedad crónica, como asma, autismo o alergias.

Las familias de los más de 23.000 niños con cobertura privada de salud tenían un gasto médico anual promedio de 1.300 dólares o el 2 por ciento del ingreso familiar, comparado con 1.088 dólares o el 1,6 por ciento del ingreso familiar en aquellas con un hogar médico (que era aproximadamente la mitad del otro grupo).

Más de 8.600 niños tenían un sistema público de seguro de salud. Esas familias gastaban unos 317 dólares por año si no tenían un hogar médico y 215 dólares cuando lo tenían.

La autora principal del estudio, Shirley Porterfield, profesora de la University of Missouri en St. Louis, dijo que esperaba hallar este beneficio económico entre las familias que tenían un hogar médico.

Este ahorro es especialmente importante para las familias que utilizan más del 5 por ciento del ingreso en atención médica.

A Porterfield le sorprendió observar que 12 de cada 100 niños con cobertura privada tenía gastos médicos superiores al 5 por ciento de los ingresos familiares.

La experta señaló que se desconoce si los hogares médicos reducen los costos de atención en los niños sanos que no necesitan atención especializada.

La institución Centers for Medicare and Medicaid Services lanzará en noviembre un proyecto de prueba durante tres años para evaluar el rendimiento del modelo del hogar médico entre casi 200.000 pacientes del país.

FUENTE: Pediatrics, online 17 de octubre del 2011