Archivo de Público
Jueves, 13 de Octubre de 2011

Portadoras BRCA2 responden mejor a quimioterapia cáncer ovárico

Reuters ·13/10/2011 - 20:33h

Por Megan Brooks

Las mutaciones del gen BRCA2, pero no del BRCA1, están asociadas con un aumento de la sobrevida y la respuesta a la quimioterapia en mujeres con cáncer seroso de ovario de alto grado de malignidad, reveló un estudio.

Esto "tendría efectos importantes en la predicción clínica y el diseño de estudios clínicos, además de explicar algo más la función de esos dos genes", escribió en Journal of the American Medical Association el equipo de Wei Zhang, de University of Texas MD Anderson Cancer Center, Houston.

"Nuestros resultados sugieren que secuenciar las mutaciones del BRCA2 en pacientes con cáncer ovárico debería ser un test de rutina para que oncólogos y pacientes sepan quiénes serán las que más se beneficiarán con la quimioterapia con platino y que deberían buscar más activamente terapias experimentales más efectivas para sus tumores", dijo Zhang a Reuters Health.

Con datos de la red de investigación The Cancer Genome Atlas, el equipo de Zhang evaluó la relación entre las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2, la sobrevida general y la respuesta a la quimioterapia de 316 mujeres con tumor seroso de ovario de alto grado de malignidad.

En total, 219 participantes tenían un gen BRCA de tipo salvaje; 35 tenían mutaciones del BRCA1; 33 tenían metilación del BRCA1, y 27 tenían mutaciones del BRCA2. Se excluyeron dos mujeres con mutaciones del BRCA1 y BRCA2.

El estadio, el grado y el tipo histológico del cáncer en pacientes con mutaciones del BRCA1 y del BRCA2 no variaron significativamente entre sí.

De todos modos, las portadoras de mutaciones del BRCA1 eran más jóvenes al momento del diagnóstico (56 años) que las mujeres con un gen de tipo salvaje y mutaciones del BRCA2 (62 y 61 años, respectivamente).

El equipo halló diferencias significativas en la sobrevida y la respuesta a la quimioterapia según el estado de la mutación. Los mejores resultados los obtuvieron las portadoras de mutaciones del BRCA2.

La tasa de sobrevida a 5 años fue del 61 por ciento en las portadoras de mutaciones del gen BRCA2, comparado con el 25 por ciento en las portadoras de genes BRCA de tipo salvaje. En las portadoras de mutaciones del BRCA1, la tasa fue del 44 por ciento, una diferencia estadísticamente no significativa con el grupo con BRCA de tipo salvaje.

La sobrevida a 3 años sin avance de la enfermedad fue significativamente más prolongada en las portadoras del BRCA2 que en las portadoras de un gen del tipo salvaje o de mutaciones del BRCA1; las tasas respectivas fueron del 44 por ciento, 16 por ciento y 22 por ciento.

En los análisis de sensibilidad a la quimioterapia, el 100 por ciento de los tumores con el gen BRCA2 mutado fueron sensibles a la quimioterapia primaria, comparado con el 82 por ciento de los tumores de tipo salvaje y el 80 por ciento de los tumores con el gen BRCA1 mutado.

Asimismo, el período sin quimioterapia con platino también fue más prolongado en las portadoras de las mutaciones de BRCA2 (18 meses versus 12 meses para los casos de tipo salvaje y con BRCA1 mutado).

El equipo observó también que las mujeres con mutaciones del BRCA2, pero no las pacientes con mutaciones del BRCA1, mostraron un fenotipo con muchas más mutaciones que las portadoras de un gen BRCA de tipo salvaje en todo el exoma.

Para el equipo, estos resultados "proporcionan evidencia de que las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2 están diferenciadamente asociadas con la sobrevida de las pacientes, a diferencia del gen BRCA de tipo salvaje, y que esa diferencia se debería a la respuesta al tratamiento con platino y otros factores asociados con la inestabilidad del genoma".

Los autores consideran que otros estudios deberían validar estos resultados debido al tamaño pequeño de la muestra.

En un comentario sobre el estudio, los doctores Victor R. Grann y Ramon E. Parsons, del centro médico de Columbia University, de esta ciudad, opinaron que es "un avance importante en la compresión del uso de nuevos tratamientos del cáncer ovárico en portadoras de mutaciones del BRCA al demostrar la diferencia en la respuesta en mujeres con mutaciones del BRCA1 y el BRCA2".

"Refinar aún más el conocimiento de los errores en la reparación del ADN debido a las mutaciones del BRCA1 versus las del BRCA2 podrían llevarnos a terapias mejor orientadas", agregaron.

FUENTE: JAMA, 12 de octubre del 2011.