Archivo de Público
Jueves, 29 de Septiembre de 2011

La vitrina de Bob Pop

·29/09/2011 - 06:37h

Las autoridades policiales londinenses están más que preocupadas por el último vídeoclip que Brit ha grabado en Londres y donde, al parecer, la artista antes conocida como la cantante calva (con permiso de ionesco) y su novio simulaban un atraco a lo Bonnie y Clyde con sus pistolas y sus carreras por la calle. Y todo porque a los agentes les preocupa que la dramatización de la cantante pueda hacer pensar a sus jóvenes fans –que, como todo el mundo sabe, son los típicos revolucionarios partidarios de la lucha armada– en las revueltas sucedidas en Londres durante el pasado verano y les vaya a dar por emularlas allá donde estén, armados, peligrosos y, lo que es aún peor, con una coreografía perfectamente preparada para la ocasión.


Al tiempo que Anna Wintour, la editora del Vogue norteamericano, practica el acoso y derribo hacia Kate Middleton para lograr que protagonice la portada de la revista en los meses venideros con posado y entrevista, los activistas de PETA le mandan cartas a la princesa para intentar que interceda con su familia política –si bien ajena al sufragio, como el resto de políticos– en asuntos relacionados con su afición a la caza menor y sus prácticas poco éticas, que poco tienen que ver con las que dice defender su suegro, el príncipe Carlos.


Solo queda una semana para que se case en Sevilla la duquesa de Alba con Alfonso Díez y dos de las revistas del kiosco de los miércoles –que son las fetén, las finas, las de sala de espera de medicina privada– le han dedicado portada: ‘¡HOLA!’, que es boletín oficial, con un homenaje antológico muy sentido y ‘Semana’, que es algo más oficiosa, con unos dimes y diretes de última hora con una nuera que pasaba por allí y a quien le está cayendo la mundial.


Mientras la Johansson viajaba hacia Kenia con una ONG con la que colabora, aparecía una supuesta tercera fotografía suya desnuda que ha resultado ser falsa, que lo sepan, y en la que no es la actriz quien aparece sino una profesional del posado y el cine porno.


El cantante de Aerosmith ha inspirado una línea de fulares para la nueva colección de la firmadel hermano de Tommy Hilfiger; Andrew Charles, de Andy Hilfiger, y para anunciarla, Steve posa con su otra hija aspirante a modelo, Chelsea. El nepotismo, ese gran fondo de armario, siempre de moda...