Archivo de Público
Miércoles, 21 de Septiembre de 2011

Extracción de nódulos, excesiva en pacientes con cáncer mamario

Reuters ·21/09/2011 - 18:23h

Por Frederik Joelving

Las mujeres mayores, pobres e hispanas tienen mucha más posibilidad de que se les extirpen innecesariamente los nódulos linfáticos de las axilas durante una cirugía por cáncer mamario, indicó un estudio realizado en Estados Unidos.

Esto sucede a pesar de que las guías del 2005 recomiendan un enfoque conservador de esos nódulos para evitar efectos adversos, como dolor, inflamación y entumecimiento.

En el registro oncológico de California, un equipo halló que a más de un tercio de 18.000 mujeres tratadas con una mastectomía por un tumor mamario temprano se le habían extirpado también nódulos linfáticos, un procedimiento conocido como disección de nódulo linfático axilar (DNLA).

Sin embargo, todas ellas tenían cánceres que no se habían diseminado más allá de la mama.

Desde mediados del 2000, la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica instó a los médicos a considerar la extirpación de los nódulos linfáticos más cercanos al tumor (nódulos centinela) únicamente para determinar primero si el cáncer se había extendido fuera del pecho.

Y aunque se hubiera diseminado, un estudio publicado este año en Journal of the American Medical Association sugirió que extirpar los nódulos linfáticos no prolonga la vida de la paciente, siempre que reciba radioterapia y quimioterapia.

La cirujana Sharon Lum, coautora del nuevo estudio, señaló que algunas mujeres tendrían más riesgo que otras a que se les extirpen los nódulos linfáticos innecesariamente. "Esas mujeres tenían un nivel socioeconómico bajo, eran mayores o hispanas", dijo Lum, de la Loma Linda University en California.

Y es difícil determinar la causa según el registro. Lum señaló que la cirugía menos agresiva no es más costosa, aunque demanda una mayor coordinación entre distintas áreas, lo que suma un paso más que algunos cirujanos preferirían evitar.

"Hay cirujanos que optan por no hacerlo y hay pacientes que ignoran qué sería mejor. Lo importante para todos aquí es conocer las consecuencias de la cirugía que se elige", explicó.

En un editorial publicado sobre el estudio en Archives of Surgery, el doctor Jan H. Wong, de la East Carolina University en Carolina del Norte, señala que la investigación genera dudas inquietantes.

"¿Estos datos son más pruebas de la dificultad de traducir las recomendaciones basadas en la evidencia a la práctica? Si es así, ¿por qué y cómo podría corregirse? ¿Estos datos sugieren un manejo selectivo de las mujeres con un tumor de pecho en estadio inicial según el tipo de cobertura médica?", escribe Wong.

Wong agrega que el estudio es "una llamada de atención a los sistemas de salud para que examinen con más rigor el proceso de atención e intervengan para corregirlo cuando sea necesario".

FUENTE: Archives of Surgery, 19 de septiembre del 2011