Jueves, 4 de Octubre de 2007

Las dos Coreas firman la "paz permanente"

La cumbre de Pyongyang ha concluído con una declaración histórica de "paz permanente" entre el líder norcoreano, Kim Jong-il, y el presidente surcoreano, Roh Moo-hyun.

La península de Corea, camino de la paz

PÚBLICO/AGENCIAS ·04/10/2007 - 05:25h

EFE - El presidente de Corea del Norte, Kim Jong-il (d) acompaña a su homólogo de Corea del Sur, Roh Moo-hyun ayer en la Casa de Invitados de Estado Baekhwawon en Pyongyang,. EFE

Los líderes de las dos Coreas han acordado impulsar la "paz permanente" en una declaración histórica firmada en Pyongyang, que incluye medidas concretas para consolidar la reconciliación de una nación dividida desde hace seis décadas.

El presidente surcoreano, Roh Moo-hyun, y el líder norcoreano, Kim Jong-il, han puesto fin a la esperada cumbre con una Declaración de Paz de ocho puntos a favor de la desnuclearización de la península, una mayor cooperación económica y un tratado de paz que supondrá el fin de la "Guerra Fría".

Ese tratado deberá ser negociado con la participación de "tres o cuatro" países, entre ellos Estados Unidos y China, y tendrá como finalidad acabar formalmente con la Guerra de Corea (1950-53).

Desde entonces, las dos Coreas están técnicamente en guerra por no haberse firmado más que un armisticio, aunque su separación de facto se remonta al final de la II Guerra Mundial (1939-45), cuando quedaron divididas en un bloque comunista y otro capitalista, en lo que hoy en día se considera el último reducto de la "Guerra Fría".

Al término de su encuentro de tres días, Kim y Roh firmaron su compromiso para "acabar con las hostilidades militares" y resolver sus diferencias "en un espíritu de reconciliación", durante un acto sellado con ambos líderes uniendo sus manos en alto, sonrientes.

Zona de paz 

Para lograrlo, apuestan por medidas concretas como poner fin al actual "régimen de armisticio", establecer una "zona de paz" para la pesca en su disputada frontera marítima y reunirse con más periodicidad, pues la cumbre de Pyongyang ha sido sólo la segunda en medio siglo, tras una celebrada en 2000.

Para noviembre se ha fijado además el segundo encuentro de la historia entre ministros de Defensa de las dos Coreas, especialmente relevante en el camino para rebajar las tensiones militares en la península, y una reunión de los primeros ministros."Corea del Sur y Corea del Norte acordaron cooperar estrechamente para acabar con las hostilidades militares, mitigar las tensiones y garantizar la paz en la península", señala la declaración que apunta además el respeto de ambos países por sus respectivos sistemas políticos y su intención de "no interferir".

"El Sur y el Norte reconocen la necesidad de poner fin al actual régimen de armisticio y construir un régimen de paz permanente. Han acordado trabajar juntos para lograr que se reúnan en la península los líderes de tres o cuatro partes directamente implicadas y declarar el fin de la guerra". El encuentro de los dos líderes ha coincidido con el anuncio de que Corea del Norte cerrará antes del 31 de diciembre todas sus instalaciones nucleares todavía en funcionamiento en la central atómica de Yongbyon.

La cumbre intercoreana comenzó el martes en Pyongyang y estuvo llena de varios actos simbólicos, como cuando Roh se convirtió en el primer líder coreano en cruzar a pie la frontera entre las dos Coreas, máximo símbolo de la "Guerra Fría".

Noticias Relacionadas