Archivo de Público
Lunes, 29 de Agosto de 2011

Fármacos económicos para reducir el riesgo cardíaco se usan poco

Reuters ·29/08/2011 - 14:31h

Por Ben Hirschler

Los medicamentos genéricos para reducir el riesgo cardíaco se usan muy poco en todo el mundo, ya que se estima que más de la mitad de quienes se podrían beneficiar con su consumo no están recibiendo ninguno de cuatro tipos de fármacos simples y efectivos, dijeron expertos.

Este uso por debajo del nivel esperado es más común en los países de bajos ingresos, donde cerca del 80 por ciento de las personas con antecedentes de enfermedad cardíaca o accidente cerebrovascular (ACV) no toma ninguno de los fármacos, según el estudio clínico más amplio realizado hasta ahora al respecto.

Pero los países ricos del mundo desarrollado tampoco están aprovechando la ventaja completa de la medicina.

En todo el mundo, alrededor del 60 por ciento de quienes tienen enfermedad cardíaca y casi la mitad de los que sufrieron un ACV no estarían tomando un anticoagulante como la aspirina, una estatina para reducir el colesterol o uno de dos tipos de píldoras para la presión (betabloqueante o inhibidor de la ECA).

Los resultados fueron presentado en la reunión anual de la Sociedad Europea de Cardiología y publicados en internet por la revista médica The Lancet, donde fueron descriptos como "alarmantes" en un comentario del doctor Tony Heagerty, de la University of Manchester.

El escaso uso de estos tratamientos probados brinda más respaldo a quienes argumentan que el mundo necesita hacer más para encarar el problema de las enfermedades no transmisibles (ENT), como el cáncer, los problemas pulmonares y las cardiopatías.

La enfermedad cardiovascular afecta a más de 100 millones de personas en todo el mundo y el 75 por ciento se encuentran en países de bajos y medianos ingresos, donde el acceso a la atención médica suele ser limitado.

Naciones Unidas tiene previsto un encuentro en septiembre para tratar el tema de las ENT y algunas organizaciones sanitarias temen que los países ricos bloqueen el avance en esa reunión al no acordar el establecimiento de objetivos claros.

"TRAGEDIA GLOBAL"

El estudio del doctor Salim Yusuf de la McMaster University en Canadá y colegas observó a 154.000 adultos de 17 países, incluidos Suecia, Canadá, Brasil, China, India, Irán y Zimbabue.

Más de 7.500 de esas personas dijeron tener un antecedentes de enfermedad coronaria o ACV.

En general, el uso de medicación preventiva en ese grupo de pacientes era bajo en todos los casos: un 25,3 por ciento recibía anticoagulantes -fundamentalmente aspirina, un 17,4 por ciento tomaba betabloqueantes, un 19,5 por ciento inhibidores de la ECA y un 14,6 por ciento consumía estatinas.

Yusuf indicó que los resultados eran una llamada de atención y mostraban que las políticas de tratamiento cardiovascular requieren un replanteo. "Esta es una tragedia global; no hay otra forma de decirlo", expresó.

La mayoría de los antihipertensivos actualmente están libres de patentes y disponibles como genéricos económicos, al igual que sucede con las estatinas y la aspirina.