Archivo de Público
Miércoles, 24 de Agosto de 2011

EEUU aprueba uso de Botox para tratar la incontinencia urinaria

Reuters ·24/08/2011 - 18:44h

Los reguladores sanitarios de Estados Unidos aprobaron el medicamento Botox de Allergan para el tratamiento de un tipo específico de vejiga hiperactiva, lo que establece la ampliación del uso del popular antiarrugas en quienes padecen problemas urinarios.

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA por su sigla en inglés) dijo que Botox puede ser inyectado en la vejiga para tratar a personas con incontinencia urinaria debido a un daño del sistema nervioso causado por condiciones como la esclerosis múltiple o lesiones medulares.

El medicamento recibió una aprobación similar en Europa a comienzos de este mes.

La vejiga hiperactiva, causada por contracciones incontrolables de la vejiga, provoca necesidad frecuente y urgente de orinar e incapacidad para controlarla.

Una sola inyección de Botox en la vejiga puede relajarla y aumentar su capacidad de almacenamiento. Su efecto puede durar por hasta nueve meses.

Entre el 60 y el 80 por ciento de los pacientes con esclerosis múltiple o lesiones en la médula espinal experimentan alguna forma de trastorno de vejiga, indicó Allergan.

El presidente ejecutivo de la empresa, David Pyott, dijo a Reuters previamente este mes que la compañía intentaría obtener aprobación para comercializar Botox a una población mayor de pacientes con vejiga hiperactiva.

Para este mercado expandido, algunos analistas de Wall Street proyectan ventas anuales por hasta 500 millones de dólares, dijo el empresario.

El ingrediente activo de Botox es una toxina que bloquea señales nerviosas. Aunque casi la mitad de sus ventas anuales -por 1.500 millones de dólares- provienen de la reducción de arrugas, también está aprobado para prevenir dolores de cabeza ligados a la migraña, tratar la espasticidad de miembros superiores, el dolor de cuello por distonía cervical y ciertos problemas musculares del ojo y espasmos de los párpados.