Viernes, 27 de Mayo de 2011

Una jueza anula la ley antisindical de Wisconsin

Los republicanos recurrirán la decisión

 

BEATRIZ JUEZ ·27/05/2011 - 23:00h

AFP - Protesta sindical en Madison, Wisconsin, en marzo.

Los sindicatos del Estado de Wisconsin ganaron el jueves una importante batalla contra el gobernador republicano, Scott Walker, pero todavía no han ganado una guerra en la que está en juego el derecho a la negociación colectiva de los empleados públicos.

Una jueza anuló la ley antisindical de Wisconsin al considerar que sus promotores violaron la legislación vigente que obliga a anunciar cualquier voto con al menos dos horas de antelación. Los sindicatos y el Partido Demócrata celebraron la decisión de la jueza de anular la ley. Pero el contencioso no ha terminado. El Tribunal Supremo de Wisconsin decidirá el 6 de junio si admite a trámite el caso. Los republicanos confían en que el tribunal reinstaure la ley.

La ley, que el presidente Barack Obama describió como "un asalto a los sindicatos", fue aprobada en marzo por el Senado de Wisconsin. Pretendía abolir el derecho de los sindicatos a negociar sus condiciones laborales, salvo en lo relacionado con sus salarios. Los únicos que mantenían el derecho a la negociación colectiva eran los policías y los bomberos, que en muchas elecciones apoyan a los republicanos.

También querían aumentar las contribuciones de los funcionarios para la protección sanitaria y la jubilación. Con esta medida, los republicanos esperaban ahorrarle al Estado de Wisconsin 300 millones de dólares en los próximos dos años.

La propuesta enfureció a funcionarios y sindicatos, que ocuparon durante varias semanas el Capitolio de Wisconsin, en un pulso político y mediático con el gobernador republicano. Los sindicatos, que tienen menos poder que en Europa, lo consideraron el ataque más directo a su poder de negociación desde que Ronald Reagan destruyó el sindicato de los controladores aéreos hace 30 años.

El Senado de Wisconsin aprobó la ley a pesar de la ausencia de los 14 senadores de la minoría demócrata, que entre febrero y marzo huyeron del estado para evitar que hubiera el quórum necesario para votar la ley.

Huida a Illinois

Como si fueran fugitivos de la justicia, los senadores demócratas cruzaron la frontera a Illinois. Temían que las autoridades de Wisconsin les detuvieran y les llevaran por la fuerza al Capitolio.

Al final la ley antisindical se aprobó por 18 votos a favor y uno en contra y sin la presencia de un solo senador demócrata. En Wisconsin se debate no sólo cual es la mejor fórmula para reducir el déficit sino qué papel debe tener el Estado en la economía. Es una lucha entre aquellos que consideran que es necesario que el Gobierno regule la economía y aquellos a favor del libre mercado y un Estado mínimo.

Noticias Relacionadas