Jueves, 26 de Mayo de 2011

Miley Cyrus, preocupada por la próxima generación de artistas

EFE ·26/05/2011 - 21:44h

EFE - En su primera visita a México, en el marco de una gira por Latinoamérica, la joven se mostró gratamente sorprendida por haber vendido casi 60.000 entradas, en Ciudad de México, para el concierto que ofrecerá esta noche en la capital del país.

La joven estrella Miley Cyrus, que ha tenido sus más y sus menos con las redes sociales, se declaró hoy preocupada por las nuevas generaciones de artistas ante el creciente linchamiento que suponen los comentarios en Internet.

"Cuando eres un artista infantil hay unos muros invisibles que se crean en torno a ti, pero al cumplir dieciocho años me di cuenta de que la gente ya no iba a ser tan amable", narró la intérprete en México, donde presentó su álbum "Can't be tamed".

"Tuve que crecer para defender lo que escribo", aseguró. La actriz y cantante abandonó incluso su cuenta de Twitter temporalmente ante el uso que hacían los medios de sus mensajes, pero volvió para estar en contacto con los seguidores.

La multiplicación de blogs y páginas web ha hecho crecer, asimismo, los comentarios "hirientes" anónimos, algo que le disgusta profundamente y que cree irá a peor en los próximos años con los artistas adolescentes que vayan surgiendo. Tampoco es lícito publicar algo en portada si no conoces todos los detalles, criticó.

Cyrus apuntó a que cada vez se abre una brecha más grande entre ella y el público infantil, porque ha crecido y lógicamente sus sensibilidades son distintas. "Escribo sobre cosas que ellos aún no van a vivir por un tiempo", explayó.

"No quiero regresar atrás en cuanto a contenidos, porque estaría haciendo algo que no tiene nada que ver con la artista que soy ahora", puso como justificación.

Se alegró, no obstante, de tener seguidores de distintas generaciones a los que transmitir por igual el mensaje de que "no importa la edad para hacer algo bueno".

"Es una suerte poder empezar a los once años (su serie de televisión 'Hanna Montana') y cuando se acabó poder mudarse a otra carrera de otro tipo", contó.

Durante la charla con los medios se mostró muy diferente a la imagen frívola que dan de ella algunos medios y habló como una joven con la cabeza muy bien puesta, muy consciente de en qué situación la coloca su fama.

De cara al futuro, espera poder preservar la industria de la música donde se valora "al cantante real, al artista de verdad".

"Un artista debe poder salir sin sus bailarines, sin pirotecnia, y cantar. No importa que no sea el mejor cantante, sino que tenga una voz", afirmó.

En su primera visita a México, en el marco de una gira por Latinoamérica, la joven se mostró gratamente sorprendida por haber vendido casi 60.000 entradas -todo el cupo del Foro Sol- para el concierto que ofrecerá esta noche en la capital del país.

La admiración de los fanáticos le provocó, no obstante, algún problema a su llegada al aeropuerto, cuando cientos de ellos se congregaron e intentaron saludarla. Ante el riesgo de tumulto, la intérprete tuvo que ser protegida por su servicio de seguridad.

"Pudo haber sido peligroso para mí y para ellos, por eso no me detuve", soltó sin un atisbo de falsedad, y recalcó que en el control de seguridad del aeropuerto tiene el mismo derecho a la privacidad que cualquier otra persona.