Viernes, 27 de Mayo de 2011

El perenne poder del directivo galáctico

El director general lleva 11 años cerrando contratos para el Madrid

GONZALO CABEZA ·27/05/2011 - 08:20h

José Ángel Sánchez.

José Ángel Sánchez (Segovia, 1967) acapara desde el miércoles todo el poder ejecutivo del Real Madrid tras convertirse en el único director general de la entidad. En realidad, Sánchez lleva 11 años manejando a la sombra muchas de las riendas del club.

Llegó al Madrid en el año 2000 de la mano de Florentino Pérez con una misión: convertir el Madrid en una máquina de generar dinero por medio del márketing. Aquella faceta pronto se le quedó pequeña. Sánchez empezó a intervenir en los fichajes. Siempre que había que cerrar un contrato aparecía para dejar su huella. Pocas veces se le veía en público, pero se sabía que estaba al frente de la sala de máquinas tratando de optimizar los recursos del club.

Tal era la magnitud del estatus que alcanzó que sobrevivió a la marcha de Florentino en 2006. Ramón Calderón no sólo le mantuvo su puesto, sino que incluso aumentó su poder en diversas áreas. No todos los directivos de Calderón tenían en él tanta confianza como el presidente, muchos le veían como un infiltrado de Florentino. Estuvo cerca de salir del club tras la dimisión de Calderón, pero consiguió mantenerse con Vicente Boluda.

Cuando Pérez retornó a la presidencia, no tuvo dudas sobre su figura pese a las reticencias de su muchos miembros de su directiva; no prescindiría de un ejecutivo solvente por haber trabajado para la junta anterior. Los directivos contrarios a su presencia trataron de arrinconarle pero Sánchez, una vez más, consiguió salir a la superficie hasta maximizar sus funciones. Le avaló también Mourinho "sólo reporto con José Ángel Sánchez y el presidente" y eso, en el actual Real Madrid es una credencial suprema.

Revestido de una pátina de modernidad y eficacia, Sánchez revive la figura de Fernández Trigo, histórico e intrigante gerente del Madrid en los ochenta y noventa que sirvió a De Carlos, Mendoza y Sanz. Nadie conoce todos los entresijos del club como él. La información es poder, así que se ha convertido en un súper director general. 

Noticias Relacionadas