Viernes, 27 de Mayo de 2011

De un 'español' prerromano a la princesa Letizia

El 'Diccionario Biográfico Español' reúne más de 40.000 personajes tras una década de trabajo

JESÚS MIGUEL MARCOS ·27/05/2011 - 08:20h

Gonzalo Anes.

La primera entrada es la de un español prerromano. La última, la de la princesa Letizia. "Escrita por la Casa Real", desveló ayer Gonzalo Anes, presidente de la Real Academia de la Historia (RAH), en la presentación del monumental Diccionario Biográfico Español, formado por 50 voluminosos tomos elaborados durante la última década. "Es una de las grandes obras de esta clase a nivel mundial, con más de 40.000 entradas sobre personajes de todos los ámbitos de la vida española, desde la política al deporte, pasando por la ciencia, la cultura...", concretó Anes.

La obra se inició en 1999, cuando el Gobierno de Aznar decidió dedicar 600.000 euros anuales a un proyecto cuyos orígenes se remontan nada más y nada menos que a 1735. En 2008 se terminaron los 50 volúmenes y se comenzó a negociar con varias editoriales sin ningún fruto. "Al final, lo decidimos editar nosotros mismos, ya que las condiciones económicas que nos ofrecían no nos convenían y nos limitaban la libertad de actuación", sustuvo Anes.

Por ahora, se han editado los primeros 25 volúmenes, hasta la letra h', que ayer fueron entregados a los reyes de España. El objetivo es que la colección completa esté terminada el próximo año, momento en que se colgará en internet para su libre consulta. En su edición física, se puede conseguir en la página de la RAH por 3.500 euros.

Personajes secundarios

John Elliott, uno de los 5.500 colaboradores que han participado en el diccionario, señaló que "la gran importancia de estos diccionarios no reside tanto en las biografías de los personajes más conocidos, sino en los de segunda categoría, personajes que se han perdido con el tiempo y que sin embargo tuvieron gran importancia en determinados acontecimientos".

Gonzalo Anes resaltó la importancia de esta obra y lamentó el éxito de las novelas históricas: "Me desanima esa literatura. Tergiversan la información".