Miércoles, 25 de Mayo de 2011

El presidente palestino dice que la visión de Netanyahu bloquea el camino a la paz

EFE ·25/05/2011 - 13:44h

EFE - Un policía fronterizo israelí se enfrenta a un grupo de agricultoras palestinas durante las labores destrucción del sistema de riego de una plantación palestina llevada a cabo por orden del ejército israelí cerca de Hebrón (Cisjordania).

El presidente palestino, Mahmud Abás, dijo hoy que los parámetros formulados por el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, para resolver el conflicto en Oriente Medio bloquean todo intento de retomar las negociaciones de paz.

El jefe del Gobierno israelí expuso ayer, martes, ante el Congreso de EEUU su visión de paz, que ha sido recibida con escepticismo y duras críticas por parte del liderazgo palestino que considera que cierra las puertas a todas sus demandas.

"No ha habido nada positivo en el discurso de Netanyahu, que bloquea todo intento por retomar las negociaciones de paz", aseveró Abás al encabezar una reunión en la ciudad cisjordana de Ramala con dirigentes de su movimiento Al Fatah y de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP).

Es la primera ocasión en la que Abás se pronuncia públicamente sobre los discursos pronunciados recientemente por Netanyahu y el presidente estadounidense, Barack Obama, sobre Oriente Medio.

El dirigente palestino reiteró asimismo su intención de recurrir a la ONU en busca de la aceptación de un Estado palestino como miembro de pleno derecho, a la luz del estancamiento del proceso de paz.

"Nos dirigiremos definitivamente a la ONU en septiembre si no tiene lugar un avance político antes de ese mes", apostilló.

Abás incidió en que Netanyahu repitió ayer sus conocidos noes a cada cuestión relativa al estatuto final de paz, lo que calificó de "gran decepción".

Los parámetros expuestos por el primer ministro israelí contemplan un Estado palestino sin Jerusalén como su capital, con un territorio reducido, desmilitarizado y sin un fin de la ocupación ni control de sus fronteras, puesto que continuaría "a largo plazo" la presencia militar israelí a lo largo del valle del Jordán, en Cisjordania.

Además, los refugiados palestinos no regresarían a territorio israelí y no se les reconocería su derecho al retorno, amparado por la legislación internacional y las resoluciones de Naciones Unidas.

El secretario general de la OLP, Yaser Abed Rabbo, dijo en una rueda de prensa posterior que "si Israel bloquea la cuestión de los refugiados, Jerusalén y los colonos son considerados los propietarios legales de Cisjordania, entonces ¿qué nos dejan al estado palestino?".