Lunes, 23 de Mayo de 2011

Aguirre revalida su victoria con más del 50% de los votos

El PP consigue 72 de los 129 escaños de la Asamblea, el PSM baja seis e IU sube dos. UPyD irrumpe en la Comunidad con ocho diputados

YOLANDA GONZÁLEZ ·23/05/2011 - 00:30h

El 22-M ha dejado patente que la Comunidad de Madrid sigue siendo una de las plazas fuertes del partido presidido por Mariano Rajoy. Su candidata, Esperanza Aguirre, logró ayer revalidar su mayoría absoluta conquistando 72 escaños (el 51,44% de los votos) de los 129 que esta legislatura compondrán la Asamblea. Son los datos al cierre de esta edición, con el 86,99% del voto escrutados.

Hace cuatro años, cuando la Cámara regional estaba compuesta por 120 diputados, el PP logró 67 escaños y mayor porcentaje de votos (53,29%). El candidato socialista que salió de unas primarias, Tomás Gómez, no ha podido con la condesa Aguirre, tal y como fue bautizada por el PSM. Su formación consiguió ayer el 26,42% de los sufragios (36 diputados).

Con estos números, la victoria de los conservadores hará que su candidata agote su tercera legislatura. O, al menos, esta parece su intención inicial. El viernes aseguró que si los ciudadanos no le renovaban la confianza no tenía en mente pasar cuatro años en la oposición.

Los datos también ponen de manifiesto que los escándalos Gürtel, Fundescam o el caso de los espías, que han tambaleado al Gobierno regional en los últimos años, no han tenido reflejo en las urnas. Y que la apisonadora de la mayoría absoluta del PP volverá a poner difícil al resto de grupos parlamentarios sacar adelante sus iniciativas y exigir cuentas a los conservadores.

Políticas sin efecto

Tampoco ha pasado factura al PP que, pese a haber limpiado sus candidaturas de personas relacionadas con la Gürtel, haya contado con más de una decena de candidatos imputados. Ni las políticas privatizadoras en materia de sanidad y educación que a lo largo de toda la campaña han denunciado con insistencia los partidos de izquierdas. En frente, el PP tendrá a PSM, IU y UPyD, formación, esta última, que se estrenará en esta legislatura en la Cámara Autonómica.

Gómez se ha estrenado bajando la cifra hasta los 37 diputados

Pese a la insistencia del socialista Tomás Gómez a lo largo de toda la campaña de atraerse a IU a fin de configurar una mayoría de izquierdas, los números del PP lo hacen imposible. Ni la popularidad alcanzada después de vencer en unas primarias a Trinidad Jiménez, ministra de Exteriores, ni esta campaña en la que se ha desenvuelto con soltura sacando los colores en más de una ocasión a Aguirre han bastado para que Tomás Gómez mejore el historial de su partido en la Comunidad de Madrid.

En las anteriores elecciones la candidatura encabezada por Rafael Simancas logró, con el 33,57% de los votos, 42 escaños. En estas, Gómez se ha estrenado bajando esta cifra hasta los 37 diputados.

El dato supone un jarro de agua fría para un candidato acostumbrado a ganar. Y por mucho. En Parla, municipio del que ha sido regidor, Gómez se convirtió en el alcalde más votado de España. Ni siquiera en el PP niegan en privado que el socialista ha ganado presencia a lo largo de esta campaña autonómica. Su punto de inflexión llegó al comienzo, el 8 de mayo, en el debate que mantuvo en Telemadrid con sus rivales.

La tercera fuerza de la Asamblea de Madrid volverá a ser Izquierda Unida

En este, logró descolocar a Esperanza Aguirre a cuenta del copago. Gómez enseñó un par de cartas, una de las concesionarias de los hospitales madrileños y otra enviada por la Consejería de Sanidad a las residencias de mayores instándolas a dejar de comprar cierto tipo de pañales absorbentes. La presidenta no acertó a dar argumentos. Se limitó a decir que todo era mentira.

IU gana peso

La tercera fuerza de la Asamblea de Madrid volverá a ser Izquierda Unida. Su candidato, Gregorio Gordo, logró ayer la confianza del 9,77% de los madrileños, lo que traducido a escaños supone 13 actas de diputado. Los números son mejores que los de 2007, cuando la cabeza de lista por la federación, Inés Sabanés, se hizo con el 8,86 % de los votos (11 actas de concejal).

La novedad de este 22-M en Madrid se llama UPyD, que con su discurso antibipartidista ha podido atraer a parte de los ciudadanos indignado. Su candidato, Luis Velasco, logró superar el umbral del 5% de los votos, porcentaje que da la llave para optar a escaños en la Asamblea de Madrid. El 6,31% de los madrileños le dieron ayer su respaldo en las urnas, lo que hará posible que ocho personas de su candidatura se sienten en la Asamblea de Madrid.

Consulta todos los resultados