Domingo, 22 de Mayo de 2011

Twitter y YouTube contra el despilfarro y la corrupción

Compromís se reivindica como la alternativa verde y nacionalista

S. T. ·22/05/2011 - 08:20h

El director de Radiotelevisión Valenciana, José López Jaraba, la esperaba a la puerta de Canal 9 con cara de luto. Se temía lo peor y con razón. Mónica Oltra, número dos de Compromís, acudió el miércoles a un debate electoral con una camiseta con el lema: "Canal 9 manipula". El vídeo ronda las 100.000 visitas, casi el doble de la audiencia del programa. La anécdota refleja la esencia de la campaña electoral de Compromís.

Por un lado, se han centrado en las nuevas tecnologías. Si el PP ha ganado la campaña de los carteles y la publicidad a golpe de talonario, Compromís es el claro vencedor en internet y las redes sociales. El segundo aspecto es el tirón de Mónica Oltra, quien saltó a la fama gracias a otra camiseta, la del rostro de Camps con el eslogan "Wanted". Su enérgica oposición a Camps en la pasada legislatura la ha convertido en un fenómeno en la red.

Compromís tiene un espíritu claramente nacionalista. Es la suma del Bloc Nacionalista Valencià, Els Verds e Iniciativa, escisión de Esquerra Unida. El cabeza de lista es Enric Morera, líder del Bloc, el partido con más peso interno. Los estrategas de Compromís han intentado que Morera y Oltra no coincidieran en exceso para evitar que el carisma de la segunda eclipsara al primero, de perfil más gris. Pero sobre todo para optimizar recursos. Morera se ha centrado en las comarcas, donde el Bloc saca más votos. Y Oltra en Valencia y su área metropolitana.

El programa reúne las principales reivindicaciones de la izquierda: defensa de los servicios públicos y las libertades individuales. Como propuesta estrella, Compromís quiere poner coto al despilfarro de los grandes eventos y destinar 50 millones a una red de guarderías públicas. Otro aspecto tiene un claro barniz ecologista. La coalición sugiere invertir la relación de Valencia con su huerta: que la ciudad renuncie al imperialismo del hormigón y que los solares urbanos se transformen enhuertos ecológicos.

Noticias Relacionadas