Viernes, 20 de Mayo de 2011

Decenas de jóvenes pernoctaron junto al consulado español en Lisboa

EFE ·20/05/2011 - 12:10h

EFE - Miembros de la policía portuguesa realizan controles de seguridad. EFE/Archivo

Unos cuarenta jóvenes, la gran mayoría estudiantes españoles, pasaron la noche ante el Consulado de España en Lisboa para sumarse a la protesta de la Puerta del Sol de Madrid, que se ha extendido a otras capitales europeas.

La manifestación de Lisboa fue convocada ayer a través de una red social y congregó a un centenar de jóvenes que decidieron, en asamblea, mantener la protesta hasta el domingo y turnarse para pasar las noches ante el consulado.

Vigilados por la Policía portuguesa, varias decenas de jóvenes, improvisaron un pequeño campamento a pocos metros de las puertas de la sede consular, ubicada en una de las principales arterias de la ciudad, la Avenida da Liberdade.

Los manifestantes, rodeados de pancartas y carteles con consignas contra el sistema político y económico y a favor de una mayor participación social, se sirvieron de colchones y sacos de dormir esparcidos por el suelo para pasar la noche.

Una de las estudiantes, que pidió mantener el anonimato, explicó a EFE que todo transcurrió sin problemas, aunque también la vigilancia policial se mantuvo durante toda la noche.

A primera hora de la mañana, los participantes en la protesta ratificaron en otra asamblea que mantendrán su concentración por lo menos hasta el próximo domingo, cuando se celebran elecciones municipales y regionales en España.

Los manifestantes congregados ante el consulado español han adoptado los mismos lemas de la protesta de Madrid y en sus pancartas aparecen frases como "Más democracia, menos corrupción" o "Desde Lisboa, la unión hace la fuerza, ¡Democracia Real Ya!".

Varios de ellos dijeron a Efe que el movimiento ha sido espontáneo y movido por el deseo de solidarizarse con el campamento de la Puerta del Sol y no está vinculado a ninguna línea política.

En el grupo hay también jóvenes portugueses, que en los últimos meses han hecho también varias protestas en Portugal contra la situación social y política.

Los estudiantes aclararon, sin embargo, que la protesta es independiente del movimiento juvenil luso, bautizado como "Geracao a rasca" (Generación en apuros), que protagonizó una gran manifestación hace dos meses en Lisboa.