Viernes, 20 de Mayo de 2011

Zapatero pide a los manifestantes respetar la jornada de reflexión electoral

EFE ·20/05/2011 - 12:10h

EFE - Miembros de la policía portuguesa realizan controles de seguridad. EFE/Archivo

El jefe del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, pidió hoy a los miles de personas acampados y movilizados en Madrid y en otras ciudades que respeten la jornada de reflexión del sábado, previa a las elecciones municipales y autonómicas que se celebrarán el domingo en España.

Zapatero afirmó que el Ministerio del Interior "actuará bien, correctamente, con inteligencia" ante las protestas, protagonizadas mayoritariamente por jóvenes, que fueron prohibidas para el fin de semana.

La Junta Electoral Central (JEC) declaró el jueves ilegales las manifestaciones que pueda convocar el denominado "Movimiento 15-M" tanto en la jornada de reflexión del sábado como el domingo.

En declaraciones a la radio Cadena SER, Zapatero dijo que el Ministerio de Justicia estudia "el alcance" de la resolución de la JEC, e instó a esperar hasta el sábado para sacar conclusiones.

El jefe del Ejecutivo español no quiso desvelar si las fuerzas de seguridad disolverán las concentraciones del "Movimiento 15-M", mostró su "gran respeto" y sensibilidad ante las protestas, y subrayó la importancia del voto en democracia.

"El Ministerio del Interior -subrayó- y el Gobierno actuarán bien, de manera inteligente; eso es lo que queremos, que se garanticen todos los derechos y se respete una jornada de reflexión, pero no adelantemos acontecimientos".

El mandatario socialista reconoció que debe sentirse como "el principal interpelado" por los concentrados y subrayó que su obligación es "escuchar, ser sensible" e intentar dar respuestas para recuperar cuanto antes la economía y el empleo.

No obstante, Zapatero recordó que, además de con manifestaciones, "las cosas cambian con el voto y con la participación política".

Tras destacar la importancia de que los concentrados estén actuando de forma pacífica, el jefe del Gobierno reiteró su comprensión hacia los motivos "de fondo" de las protestas: el "impacto duro de la crisis" y las bajas expectativas de empleo.

Las movilizaciones empezaron el pasado día 15 de mayo en la Puerta del Sol de Madrid y en el centro de otras ciudades españolas.

Miles de jóvenes y simpatizantes del "Movimiento 15-M" (por el día que comenzó), que demanda un cambio político y social en España, volvieron a concentrarse en esa emblemática plaza madrileña.

Los jóvenes movilizados reclaman -ente otras cuestiones- una reforma de la Ley Electoral que garantice un sistema "auténticamente proporcional" en el que también cuenten los votos blancos y nulos.

Entre otros asuntos, también exigen la eliminación de los "privilegios de la clase política", medidas contra el desempleo (en España este problema entre los menores de 25 años supera el 40 por ciento), el derecho a la vivienda, un mayor control de las entidades bancarias y una democracia más participativa.