Jueves, 19 de Mayo de 2011

Iván De la Peña dice adiós del fútbol entre lágrimas

El capitán del Espanyol dice adiós después de 16 temporadas como profesional

PUBLICO.ES / EFE ·19/05/2011 - 14:52h

Iván de la Peña se retira del fútbol profesional. El centrocampista del Espanyol lo ha anunciado, entre lágrimas, hoy en rueda de prensa ante los medios. El capitán 'periquito' sólo ha jugado 31 minutos este año frente al Villarreal en la segunda jornada de Liga.

Pero los aficionados al fútbol tendrán la oportunidad de verle una vez más el próximo sábado frente al Sevilla en Cornellá - El Prat, donde está previsto que el cuerpo técnico le conceda algunos minutos de despedida frente a su afición.

El sábado será mi partido más difícil

A sus 35 años, De la Peña dice adiós después de nueve temporadas en el Espanyol, máximo rival del Fútbol Club Barcelona, donde se inició  su andadura como futbolista profesional. Después de unos años en el equipo de la ciudad condal pasó por Lazio y y Olympique de Marsella sin demasiado éxito. El destino le tenía preparado un final digno en el conjunto blanquiazul.

"El sábado será mi partido más difícil. Será duro pero también bonito. El fútbol es lo más grande que hay", ha apuntado hoy el cántabro, quien ha estado arropado en la rueda de prensa por sus compañeros Luis García, Javi Márquez, su representante Manel Ferrer, el entrenador Mauricio Pochettino, el técnico de porteros Tommy N'Kono, así como el consejero delegado, Joan Collet.

Una carrera entre pases y lesiones

El centrocampista ha lamentado la mala fortuna que ha tenido en su trayectoria con las lesiones. "Lo he dado todo durante mi carrera. Me gustaría que estos dos últimos años hubieran ido mucho mejor, aunque me ha ayudado a crecer como persona y jugador. He disfrutado como un enano de esta profesión, que es maravillosa", ha dicho.

Pese a que se especuló con la posibilidad de que De la Peña formara parte de la dirección deportiva perica, el jugador ha negado de momento esta opción. "A día de hoy no me veo entrenando, me gustaría estar vinculado al mundo del fútbol en un futuro pero ahora mi familia se merece un poco de tiempo", ha subrayado.

El cántabro ha agradecido a su afición el trato recibido: "No pensaba que me iban a querer tanto". Además, se acordó de todos los entrenadores y equipos en los que ha estado.