Jueves, 19 de Mayo de 2011

¿En qué se puede traducir el #cabreo?

Los expertos creen que el efecto de los indignados no será significativo el 22-M

C. MARTÍN ·19/05/2011 - 08:30h

La movilización que arrancó el pasado 15 de mayo para censurar a políticos y banqueros continúa en las calles. Y el próximo 22-M se trasladará a los colegios electorales, aunque sea de manera tímida, según los expertos. ¿Abstención? ¿Voto en blanco o nulo? ¿A formaciones alternativas o a tradicionales, que son las que pueden impulsar cambios?

La heterogeneidad de los grupos de este movimiento convocado inicialmente por Democracia Real Ya hace dudar a los politólogos consultados de los efectos. Aunque la mayoría cree que desmovilizará a un sector de la izquierda, lo cierto es que algunos subrayan que lo más relevante es que se haya producido. Los fallos de la democracia vienen de lejos, apuntan, y quizá esta muestra de "fatiga democrática" sirva de revulsivo a los partidos para introducir cambios en la forma en que se relacionan con los ciudadanos.

El porcentaje de abstencionistas ha oscilado entre el 30 y el 37% en los comicios municipales desde 1987. Este indicador, subrayan los expertos, no sería un buen medidor del malestar que ha salido a la luz.

Propuestas heterogéneas

El profesor de Ciencia Política de la Universidad Autónoma de Madrid Ignacio Criado explica que el voto en blanco es "una forma legítima de demostrar el descontento". De una parte, implica que se está de acuerdo con el sistema la democracia y, de otra, supone que el elector no se siente representado por ninguno de los partidos.

En esta misma dirección apunta el sociólogo de la Universidad Complutense de Madrid Guillermo Cordero que destaca que "el voto nulo es una expresión más de desconocimiento que de descontento". Criado recuerda que también hay que diferenciar varias voces en la movilización. Una de ellas es la del movimiento "No les votes", cuyo eslogan iba referido a los partidos que apoyaron la ley Sinde en el Congreso, PSOE, PP y CiU.

Desde IU, el secretario federal de Solidariad y Derechos humanos, Fran Pérez, resalta que en la Puerta del Sol se pueden leer otros mensajes como "No te olvides de ir a votar". Este movimiento "pretende influir en los ciudadanos y hace una doble condena: al mundo financiero y al político", asegura Pérez, matizando que no se refiere a todos los políticos sino a los que se han puesto de rodillas ante los mercados". No obstante, el dirigente de la federación de izquierdas considera que "la movilización genera movilización. Lo desmovilizador sería quedarse en casa".

La portavoz del Comité Electoral del PSOE, Elena Valenciano, resalta que, al tratarse de un movimiento plural, "no hay una única formulación" sobre cómo expresar el malestar. Desde el respeto al Movimiento 15-M y admitiendo que "el sistema democrático es muy mejorable" en participación y comunicación entre ciudadanos y política, la dirigente socialista recuerda que en democracia "los cambios se producen por mayorías y para lograrlas, la fórmula es el voto".

Noticias Relacionadas