Miércoles, 18 de Mayo de 2011

"La primavera ha llegado a Sol"

Cayo Lara confía en que el movimiento 15-M "cambie el curso de la historia" y no muera el domingo

JUANMA ROMERO ·18/05/2011 - 14:41h

EFE - Cayo Lara paseando ayer en bicicleta por Sevilla.

Ya le rondaba a la cabeza (o cabezas) de Izquierda Unida adoptar en precampaña y campaña el formato del programa Tengo una pregunta para usted, de Televisión Española. Lo barajó para la fiesta de cumpleaños del 25 aniversario, en el parque de las Vistillas de Madrid, el pasado 30 de abril. La altísima previsión de lluvia arruinó por completo la celebración.

Hoy a punto estuvieron las nubes de hacer lo mismo en Málaga. El día se levantó tremendamente nublado, fresco, desapacible. IU montó un pequeño plató (sin lujos, sin realizador, sin regidor, sin un presentador de postín) al aire libre, en el centro de la ciudad, en la plaza de la Constitución, a unos cuantos pasos de la acampada de la plataforma Democracia Real Ya que los jóvenes habían desplegado desde el domingo, con pancartas contra Emilio Botín, el presidente del Santander, y a favor de un nuevo sistema. Dispuso unas cuantas sillas para los ciudadanos que habían visto a través de Twitter y otras redes sociales que IU estaba montando su Tengo una pregunta y se habían inscrito.

Con la prensa y los preguntadores ya sentados, llegaron Cayo Lara, el coordinador andaluz, Diego Valderas, y el candidato a la alcaldía, Pedro Moreno.

Se arrancó María del Carmen Robles. Tenía interés por saber qué haría el cabeza de lista local en uno de los barrios más dejados de Málaga. Siguió otra pregunta sobre pensiones. Y a la tercera, Elia Alonso Ramos, estudiante y participante del movimiento 15-M, disparó sobre el asunto que está inundando esta última parte de la campaña. "¿Qué modelo de democracia tiene usted?", inquirió al coordinador federal. Lara respondió tranquilo, como ha venido haciendo estos últimos días, midiendo al milímetro cada una de sus palabras. Hoy más, consciente de que la derecha acusa a IU (y al PSOE) de utilizar la protesta popular.

"Nos han dado gato por liebre", se lamenta Lara

"Nos han dado gato por liebre. Han hecho un cambalache con la palabra democracia. Hoy la soberanía popular está en manos del poder financiero, de los banqueros, esos que no elige el pueblo. Nos han robado la democracia porque ha habido gobiernos serviles que han debilitado el Estado". Recordó que la democracia no está sólo en las instituciones, sino también en las calles, en las movilizaciones. Y advirtió de que el movimiento 15-M no puede pasar desapercibido. No es uno más. "Va a ayudar a cambiar el curso de la historia, ayudará muchísimo a recuperar una democracia de calidad".

Lara ya avanzó, como hizo ayer martes en Sevilla, que IU no pretende "manipular, ni liderar" el 15-M. Elia, mientras, asentía entre el público. La federación quiere estar "como uno más", quiere "respetar la pluralidad" de la plataforma. Insistió en que IU es como esos jóvenes, como esos manifestantes. "No formamos parte de la clase política al uso", proclamó, en un evidente ruego de que no se les confunda con PP y PSOE. Ruego, por cierto, nada nuevo, porque ha caído mitin tras mitin en esta campaña. "Esperamos que el movimiento no acabe el domingo", terminó en su primera tanda.

El Tengo una pregunta discurrió sin sobresaltos. Manuel Sánchez, de una asociación de consumidores, inquirió sobre energía. Johnny Zurita, boliviano y miembro de la Coordinadora de Inmigrantes de Málaga, sobre la reforma de la Ley de Extranjería "totalmente discriminatoria". Mercedes Hidalgo, enfermera, sobre la sanidad pública. Rosario García, sobre las guarderías municipales... A cada respuesta, un aplauso. Caras de satisfacción. Nada de interrupciones de los peatones que pasaban por la plaza. Todo bajo control. IU, eso sí, reiteró que se respetó la esencia del formato de TVE: ni Lara, ni Valderas ni Moreno conocían qué se les iba a preguntar. Cero pistas.

Proteger a los manifestantes, no desalojarlos

El 15-M volvió minutos después, gracias a Carmen Castro Enamorado, otra joven participante de la acampada en Málaga que se quejaba de las pegas que ponía el Ayuntamiento para manifestarse, para expresarse con libertad, para pasar la noche al raso. Lara defendió que, igual que la Policía protege a los que salen a celebrar los éxitos de su equipo de fútbol, deberían obrar "de la misma manera" las Fuerzas de Seguridad con los que piden democracia real. Volvió a criticar que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero (y en concreto, su titular de Interior, el "ministro de la Porra") desalojara a los protagonistas de la sentada en la Puerta del Sol de Madrid. Culpa asimismo del alcalde Alberto Ruiz-Gallardón, que mandó efectivos de la Policía Municipal. "Pido a todos los gobiernos que dejen en paz a los que se manifiestan reivindicando derechos", exigió. En lugar de "obstaculizar", añadió, que lleven las leyes al Parlamento y echen una mano en el "rescate de la democracia".

El Tengo una pregunta se mezcló con una rueda de prensa al uso hacia el final, cuando el cielo se encapotaba más y más. El supuesto "oportunismo" con que la derecha atiza a IU regresó. El líder se limitó a decir que serán los participantes del 15-M los que voten "en conciencia". Sí previno de que con la abstención no se arregla nada. "IU no va a monopolizar el movimiento. No quiere hacer oportunismo político. No lo vamos a hacer. Estamos con ellos, por ellos y para ellos en el mismo plano de igualdad, con las manos abiertas y tendidas y dispuesos a recorrer el mismo camino". Lara, no obstante, reclamó el voto "con modestia" para su formación para todos aquellos que "quieran", pues viene defendiendo desde hace años "las reivindicaciones que les afectan directamente".

Rehusó hacer cábalas de la incidencia de estas revueltas en las urnas. Son, en cualquier caso, "buenas para la democracia", como lo fueron las protestas del norte de África. Por eso pidió a los que "se les ha encogido el alma" con el movimiento, evite "criminalizarlo". Su labor es "respetarlo, aceptarlo y entenderlo".

El programa ya estaba llegando a los créditos finales. Antes se colaron dos preguntas vía Twitter. Mientras, ya había comenzado a chispear. Lara sacó de sus bolsillos la poesía al hilo del 15-M. La metáfora redonda y recurrente: "Ha llegado la primavera a Sol". A Madrid como símbolo de la protesta de los indignados.

Sin embargo, la lluvia fina que caía sobre Málaga parecía empeñada en desmentirle.

Noticias Relacionadas