Miércoles, 18 de Mayo de 2011

Trinidad Jiménez:" Manu Brabo será liberado en las próximas horas"

La ministra de Asuntos Exteriores ha declaro que el proceso judicial contra el fotógrafo español ha terminado y que su libertad es inminente

PUBLICO.ES/EFE ·18/05/2011 - 13:19h

EFE - El fotógrafo español Manu Brabo.-

La ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, ha anunciado que el fotógrafo Manu Brabo, retenido en Trípoli por el régimen libio , está pendiente de "un mero trámite administrativo" para que sea puesto en libertad "en las próximas horas, a más tardar "mañana".

En rueda de prensa en el Ministerio de Exteriores, Jiménez ha avanzado que ha hablado esta mañana con los familiares del fotógrafo, una vez concluido el proceso judicial contra él en Libia y confirmada su inminente liberación, y ha añadido que cuando se haga efectiva, el encargado de negocios de la embajada de España en Libia le acompañará hasta la frontera con Túnez para regresar a España.

"El proceso judicial ha concluido y la liberación es inminente"

"Lo importante es que ya ha terminado el proceso, que se nos ha comunicado oficialmente que Manu Brabo va a ser liberado ya, en las próximas horas, y eso es lo que me importa destacar", ha manifestado Jiménez.

La titular de exteriores ha aclarado que la condena de un año de prisión a la que se enfrenta Brabo "es una pena no aplicable, que no tendrán que cumplir ni él ni el resto de detenidos si no son reincidentes". Brabo tendrá que pagar una multa "de carácter simbólico" de unos 100 euros. 

La ministra ha recordado que el fotógrafo español estuvo primero en un centro de reclusión para más tarde ser trasladado a una propiedad del Gobierno libio durante unas dos semanas aproximadamente para que "pudiera tener una mayor comodidad".

Jiménez también ha querido destacar que, en los primeros días había una información confusa sobre quien tenía a Manu Brabo, pero que desde el mismo instante en que se supo que estaba retenido por las autoridades libias por haber entrado de manera ilegal en el país, en coordinación con el presidente del Gobierno, se envío a una persona a Trípoli para que siguiera todas las gestiones de manera directa.