Martes, 17 de Mayo de 2011

Rajoy a Camps: "Tienes mi apoyo y amistad sincera"

Silencio sobre la 'Gürtel' . "Te votan porque quieren", dice el líder del PP equiparando votos a perdón

MARIA JESÚS GÜEMES ·17/05/2011 - 21:41h

REUTERS - Rajoy y Camps, en el mitin de Valencia. -

En las elecciones europeas, Mariano Rajoy acudió en numerosas ocasiones al País Valencià para respaldar a Francisco Camps. De entonces es aquella frase que pasará a la historia del PP: “Creo en ti. Siempre estaré detrás de ti, o delante o al lado. Me es igual. Gracias, Paco”. Era el 3 de junio de 2009, en la Plaza de Toros de Valencia.

Ayer el líder del PP repitió escenario. Y apoyo. No lo pisaba desde el 4 de septiembre de 2009 cuando fue a abrir el curso político celebrando que habían archivado la causa de los trajes que le regaló la trama Gürtel al presidente de la Generalitat. Desde entonces, Rajoy sólo fue en Fallas y ni siquiera se acercó a proclamar a Camps candidato.

Era el mismo sitio pero la situación bien distinta. El jefe del Consell está imputado por cohecho impropio y pendiente de que el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV) ponga fecha para la apertura de juicio oral. Además mañana también decide si investiga a la cúpula del PP valenciano por financiación ilegal.

Así, con la cuenta atrás en marcha, la foto era la más esperada de la campaña. Sobre todo después de que un día antes Rajoy presumiera de su candidato por Balears, José Ramón Bauzá, que no lleva imputados por corrupción en sus listas a diferencia de los valencianos.

El PP, en un pulso con el PSOE, se jactaba de haber “abarrotado” la plaza 

Sus elogios se aguardaban con expectación y llegaron en cascada. “Paco, eres un gran presidente. Lo han dicho los valencianos, ellos, y lo van a volver a decir el próximo domingo. Te votan porque quieren”, proclamó dando por hecho que el aval de la gente le eximirá de sus responsabilidades políticas y lavará su imagen.

Pero no se detuvo ahí. “Tienes mi amistad sincera y lo sabes. Tienes mi apoyo, el de tu partido y el de los valencianos”, añadió. Rajoy, que ya había estado por la mañana dando un paseo por Elche con Camps y con el presidente de la Diputación de Alicante, José Joaquín Ripoll (imputado en el caso Brugal), se mostró convencido de la victoria. Y se preguntó a quién le echaría entonces la culpa el PSOE. “¿A mí, a los votantes, al tiempo, a Camps? ¿Cómo le van a echar la culpa después de lo que han dicho de él durante cuatro años? ¿Si una persona así les gana, cómo le van a echar la culpa?”, defendió.

El presidente conservador dio las gracias al PP valenciano por “su trabajo, esfuerzo, entusiasmo, alegría y empuje”. “Gracias por vuestro compromiso. Sé que vais a dar la batalla. El PP no se entiende sin el PP valenciano, sin su fuerza”, reconoció.

También hubo palabras para la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá de quien destacó su “lealtad” y “eficacia”. Y se mostró satisfecho de ver “abarrotado” el recinto. “Tiene un enorme valor. No lo hace cualquiera. Desde luego sí el PP”, presumió. El público estaba completamente entregado. Con más de 15.000 personas, el PP vendía que habían abarrotado el coso con 20.000 personas contando a los que seguían el mitin desde la calle. Un auténtico pulso con el PSOE, que el sábado pasado también desbordó.

Rajoy dice que su partido “no se entiende sin la fuerza del PP valenciano" 

Rajoy no habló de Gürtel. Eso, a su juicio, forma parte de “las cosas que no interesan a los ciudadanos”. Su conclusión: el PSOE tendrá que echarle la culpa de su derrota a su “desmesura, inanidad y falta de respeto a los ciudadanos”. El dirigente conservador está “contento” con la campaña que está haciendo y cree que la sociedad ya ha “calado” a sus adversarios políticos.

“Gobierno maligno”

Por su parte, Camps se dedicó a hacerle campaña a Rajoy. El jefe del Consell dijo que él había tenido que soportar siete años de gobierno socialista, al que calificó de “maligno”, y pidió desde su comunidad, el cambio en toda España.

“Hemos resistido y aguantado. Hemos estado siete años en pie. Te hemos arropado (a Rajoy), hemos estado junto a ti, hemos creído en ti y ahora solo me queda la posibilidad de marcar el número de teléfono de la Moncloa y que al otro lado esté un español grande”.  El líder del PP le confirmó, dando por hecho que ocupara el sillón, que en un futuro hablarían de agua, infraestructuras y financiación.