Miércoles, 18 de Mayo de 2011

"Lamento decirlo: me gustan los documentales"

Óscar López (PSOE), candidato a la Junta de Castilla y León. La música y el cine son "las pasiones" de un socialista que aspira a cambiar su territorio

IÑIGO ADURIZ ·18/05/2011 - 08:20h

Óscar López.

Recorre la comunidad autónoma más extensa de España tratando de llevar a la gente su mensaje progresista bajo el lema "Puro Cambio". Óscar López (Madrid, 1973) es un político de raza. Se licenció en Ciencias Políticas en la Complutense y hoy compatibiliza el liderazgo de los socialistas castellanoleoneses con su escaño en el Congreso. Es portavoz en la Comisión de Control de RTVE.

Confiésese. ¿Ve alguna vez algún programa de telebasura?

No sé lo que es la telebasura.

¿Qué es lo que no se pierde de la parrilla televisiva?

Suelo ver a [El Gran] Wyoming cuando puedo; me gusta mucho. Y lamento decirlo, porque es verdad, lo siento, me gustan los documentales. Cuando puedo, me gusta ver películas sin publicidad.

¿Cuáles son sus rincones preferidos de Castilla y León?

Mi pueblo, Riaza; es un lugar precioso.

¿Cómo tratan a los progresistas en su región?

Pues bastante bien. Es cierto que la gente dice que esta comunidad es de derechas, pero no es justo. El 40% vota al PSOE.

Sus hijos son todavía pequeños, pero, cuando crezcan, ¿ha decidido por qué tipo de educación se decantará?

Creo en la educación pública. Pero, desde luego, cuando tenga que tomar la decisión, lo haré valorando qué opciones tengo.

Cuando tiene tiempo para escuchar música, ¿cuál es su favorita?

La música y el cine son mis dos pasiones. Me gusta ver una ópera en directo y también un concierto heavy. Mi discografía es absolutamente amplia. Tengo pop, rock, heavy, punk, música clásica... todo.

¿Qué libros le gustan?

Me gusta todo tipo de literatura, pero últimamente ando recomendando a Tony Judt. Estoy leyendo toda su obra y creo que es muy recomendable para toda la gente de izquierdas.

Recomiéndeme una película.

La obra maestra que se ha hecho en el cine es El Padrino. Porque es una historia de amor, es una historia de generaciones, de superación, de familia...

¿Saca partido a las redes sociales?

Sí y mucho. Lo digo sin querer ponerme ninguna medalla. Soy de una generación que nació con el Spectrum, creció con el PC y ahora está con el iPad. Siempre he estado ahí. Otros políticos disimulan en campaña y tratan de estar en Facebook y en Twitter. Otros estábamos antes y seguiremos después de la campaña.

¿Qué fórmulas utiliza para estar en contacto con la gente?

Evidentemente, las nuevas tecnologías. En esta comunidad, que es la más grande de España, hay mucha dispersión geográfica. Por lo tanto, son indispensables para los que hacemos 20.000 kilómetros al mes pateando pueblos y escuchando a la gente.

¿Participa en las tareas cotidianas de la casa, como hacer la compra o limpiar?

Me gustaría hacer más en casa. Pero, desde luego, cuando estoy en casa, por supuesto que ayudo.

¿Cuál es su sueño para Castilla y León?

Se ha quedado estancada y envejecida. Necesita modernidad y prestigio, para que pinte en España y pinte en Europa. Que ningún joven más se tenga que marchar sin oportunidades.