Martes, 17 de Mayo de 2011

Siete nucleares alemanas suspenden en seguridad

Las plantas más antiguas del país no superan las pruebas de resistencia

PÚBLICO ·17/05/2011 - 21:00h

AFP - Central nuclear de Isar, al sur de Alemania. -

Siete de las 17 centrales atómicas alemanas no han logrado superar las pruebas de resistencia a las que las han sometido las autoridades. En concreto, las plantas atómicas más antiguas del país fueron las que peores calificaciones obtuvieron en las pruebas de resistencia, lo que avala la decisión de la canciller Angela Merkel de cerrarlas de forma provisional tras la crisis de Fukushima (Japón). Cuatro de ellas obtuvieron un cero, ya que no lograron puntuación positiva en ninguno de los exámenes propuestos. Más allá, ninguna de todas las plantas atómicas germanas ha logrado superar todas las pruebas de resistencia que han tenido que afrontar por parte de la Comisión de Seguridad Nuclear de Alemania.

A pesar de los resultados, el ministro de Medio Ambiente alemán, Norbert Röttgen (del mismo partido que Merkel, CDU), no quiso adelantar el cierre inmediato de las centrales que peores notas han sacado en cuanto finalice la moratoria de tres meses que se les impuso. Eso sí, fue tajante en sus conclusiones a largo plazo: "Debemos encontrar una forma de abandonar la energía atómica tan rápido como sea razonable", aseguró Röttgen como una de las conclusiones fundamentales del informe, aunque matizó que el apagón no puede ejecutarse "de forma inmediata", según recoge Efe. Merkel ya ha anunciado que tendrá prevista antes del verano una hoja de ruta para abandonar definitivamente la energía atómica y sustituirla por las renovables.

El Gobierno no quiso adelantar si las pruebas determinan el cierre

Alemania, que se ha mostrado muy sensible con la cuestión atómica desde el accidente japonés, ha querido realizar cuanto antes y por su cuenta las pruebas de resistencia a sus centrales. Y todo a pesar de que se espera que hoy mismo la Comisión Europea tenga encima de la mesa la propuesta de cómo deben ser los test de estrés a los que se someterán las plantas europeas, sugerida por el Grupo Europeo de Reguladores de Seguridad Nuclear.

Este grupo debe definir qué eventualidades deben tenerse en cuenta en los exámenes, como un ataque terrorista Alemania sí ha contado con este factor en sus test o un accidente aéreo sobre las instalaciones, una prueba que no ha logrado superar ninguna de las plantas alemanas.