Martes, 17 de Mayo de 2011

La OTAN insiste en que todos los objetivos que ataca en Libia son militares

EFE ·17/05/2011 - 13:35h

EFE - El ministro ruso de Exteriores, Sergéi Lavrov (d), se reúne con el secretario general del Consejo de Europa, Thorbjoern Jagland, en Moscú (Rusia).

La OTAN subrayó hoy que todos los objetivos que está atacando en Libia son de carácter "militar", después de que en las últimas horas las bombas aliadas golpeasen supuestamente varios edificios gubernamentales en Trípoli.

La organización, que no quiso hoy referirse a objetivos concretos, aseguró que está centrando sus esfuerzos en acabar con centros de comando y control desde los que se planifican y coordinan ataques contra civiles por parte del régimen.

"No desvelamos objetivos de operaciones, pero podemos estar seguros de que todos y cada uno de los objetivos que hemos golpeado son objetivos militares", señaló en una rueda de prensa la portavoz de la OTAN, Oana Lungescu.

Dentro de esas operaciones, el Reino Unido informó hoy de que sus fuerzas participantes en la operación aliada atacaron anoche un edificio de la agencia secreta libia y una base de entrenamiento de las fuerzas de protección de Gadafi con aviones Tornado y misiles Tomahawk lanzados desde la embarcación "HMS Triumph" de la Royal Navy (Marina).

La OTAN dejó hoy claro que, independientemente de la utilidad de los edificios atacados, lo que sus fuerzas fijan como objetivo es la "actividad" de planear y coordinar ataques contra la población civil, en cumplimiento de la resolución 1973 de Naciones Unidas.

Preguntada por la posibilidad de que el tipo de objetivos se amplíe para destruir, por ejemplo, infraestructuras del régimen, la portavoz aliada señaló que la OTAN revisa "continuamente" sus operaciones "para responder a las circunstancias cambiantes sobre el terreno".

Sin embargo, recalcó que la estrategia seguida hasta ahora está siendo exitosa y logrando resultados.

"Hemos rebajado la presión del régimen en Misrata y mejorado la situación humanitaria. Hemos evitado que el régimen recuperase el país por la fuerza. Y hemos hecho eso con el máximo cuidado, minimizando el riesgo para los civiles", señaló Lungescu.

Por otra parte, la portavoz recordó que la OTAN seguirá en Libia hasta que logre los objetivos que se ha fijado: el fin de todos los ataques contra civiles, el retorno a bases de todas las fuerzas pro Gadafi y acceso libre y sin restricciones a la ayuda humanitaria para todos los que la necesitan.

Hoy, representantes de Trípoli se mostraron dispuestos a acatar la resolución 1973 de la ONU si los rebeldes y la OTAN cesan sus ataques, tras reunirse en Moscú con el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov.

Para la Alianza Atlántica, "es difícil imaginar que una verdadera transición en Libia pueda darse mientras los responsables de ataques generalizados y sistemáticos contra la población civil siguen en el poder".

La organización recalcó además que las pruebas recogidas por el fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI) -que ayer pidió el arresto de Gadafi, uno de sus hijos y su cuñado por crímenes contra la humanidad- suponen un buen recordatorio de por qué la OTAN está en Libia.