Sábado, 14 de Mayo de 2011

Una joven de 19 años muere apuñalada

La mujer, de 19 años, fue encontrada en la puerta de su casa aún con vida. Las primeras sospechas apuntan a una antigua pareja como autor de los hechos

PÚBLICO ·14/05/2011 - 10:39h

Una joven de 19 años murió el viernes por la tarde en su domicilio de la localidad coruñesa de Noia, como consecuencia de las puñaladas que recibió en varias partes de su cuerpo. La policía busca a su exnovio como principal sospechoso.

El hermano pequeño de la víctima, menor de edad, fue quien la encontró, aún con vida, tirada en el suelo del domicilio, y avisó a los servicios de emergencia. El equipo médico trató de reanimarla pero no pudieron hacer nada por la vida de la joven. Su cadáver fue trasladado al Hospital Provincial de Santiago de Compostela para realizarle la autopsia.

La Guardia Civil busca al exnovio de la víctima, de 30 años

El principal sospechoso del crimen es el ex novio de la víctima, un hombre de 30 años, según informaron fuentes de la investigación. Al parecer, la pareja había roto su relación recientemente. Al cierre de esta edición, el sospechoso se encontraba aún en paradero desconocido.

La Guardia Civil continúa con la investigación para dilucidar si se trata de un nuevo caso de violencia de género. Si se confirma, ya serían 23 las mujeres asesinadas a manos de sus parejas o ex parejas en lo que va de año. El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia informó que la joven asesinada no había presentado denuncias por maltrato.

Efecto imitación

Por otro lado, el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad presentó esta semana un estudio que confirma que el denominado "efecto imitación" es "uno de los factores que influyen en la violencia de género, aunque no el único", señaló el delegado del Gobierno para la Violencia de Género, Miguel Lorente.

El informe, elaborado por Juan de Dios Luna, catedrático de Estadística de la Universidad de Granada, analiza los datos de los asesinatos machistas producidos entre 2003 y 2010. De los 545 asesinatos de mujeres ocurridos en esos años, un 25% se produjeron agrupados en cortos periodos de tiempo y siguiendo un "patrón estable" que pone de manifiesto que la teoría del efecto mimético es viable.

"En estos momentos hay un maltratador pensando en asesinar a su mujer. Si ese agresor se siente reforzado puede decidir pasar a la acción", alertó Lorente. "Ellos saben que matar es difícil, pero cuando obtienen elementos que les demuestran que lo que están pensando puede funcionar, se animan", aclaró.

De hecho, la investigación confirma que al día siguiente de un asesinato, "existe un 65% de probabilidades de que ocurra otro", aclaró Lorente. A los 10 días, ese porcentaje es del 30%.

El delegado del Gobierno para la Violencia de Género pidió además la colaboración de los medios para que contribuyan a evitar dicho efecto evitando el sensacionalismo.

 

016: Teléfono de atención a víctimas de la violencia machista (gratuito y no deja rastro en la factura telefónica)