Sábado, 14 de Mayo de 2011

¿Y si crecer no es la solución para todo?

Un encuentro sobre "decrecimiento" aporta ideas a la izquierda

ÁNGEL MUNÁRRIZ ·14/05/2011 - 08:00h

La crisis, con su saldo de casi 5 millones de parados, ha convertido el crecimiento en una obsesión de los grandes partidos. "No crearemos empleo hasta que crezcamos un 3%", se oye decir a los expertos. El crecimiento duradero es una de las promesas subrayadas en rojo en la agenda política mayoritaria. Es la tierra prometida. ¿Seguro?

Sevilla celebra desde ayer su I Encuentro Local sobre Decrecimiento, que se prolongará hasta el mismo día 22 de mayo en que están convocadas las municipales. Una feliz coincidencia, la del encuentro y la campaña. Porque la miscelánea de grupos e iniciativas a favor del "decrecimiento" en España actúan sobre todo en el ámbito local. Y ahí es donde esperan ir introduciendo sus ideas, sobre todo en el flanco político izquierdo. ¿Qué ideas? La primera, que el crecimiento estable es inviable, que el capitalismo implica una depredación criminal de recursos naturales, que el consumismo genera infelicidad, que el productivismo vacía de contenido social la economía... En definitiva, que hay que replantear nuestro estilo de vida.

"Proponemos iniciativas locales alternativas", explica uno de los organizadores, Marcos Rivero, miembro de la Red Decrecimiento Sevilla. "En Sevilla el discurso decrecentista, que defiende disminuir la dependencia de combustibles fósiles, está ya en la agenda de la ciudad, una de cuyas mejores políticas ha sido el carril bici", señala. También destaca la experiencia con los huertos sociales urbanos y anima al futuro Gobierno local a "desarrollarse mercados locales de consumo ecológico".

Ayer abrieron el encuentro Miguel Delibes de Castro, biólogo del CSIC, y Yayo Herrero, coordinadora estatal de Ecologistas en Acción, con la conferencia inaugural. Horticultura urbana, consumo crítico, reutilización y reparación, artesanía, movilidad y alimentación saludables, feminismo, cooperativismo... Un repaso al programa ilustra las áreas de interés de este movimiento, aún joven en España.

"¿Qué puedo cambiar yo?"

"No es el movimiento clásico ecologista de protesta y pancarta. Sino de preguntarse: ¿Qué puedo cambiar yo?' Nosotros no pedimos y pedimos a los políticos, intentamos enseñarles el camino, que ellos vean que lo que hacemos es útil y supone un ahorro", cuenta María Vela, coordinadora de Ecoherencia.

María coordina el proyecto Jerez en Transición, que pretende crear en la ciudad gaditana redes de trabajo por barrios con el objetivo común de "bajar el consumo energético". "Por ejemplo, si alguien sabe hacer pan, y otro jabón, pues pueden intercambiar", explica. Pequeñas gestos para grandes propósitos.