Viernes, 13 de Mayo de 2011

La BBC muestra la muerte de un paciente terminal de cáncer

Nunca antes se habían visto en Gran Bretaña imágenes del fallecimiento de una persona

ÍÑIGO SÁENZ DE UGARTE ·13/05/2011 - 21:00h

El momento de la muerte.

En los minutos finales del programa Inside the Human Body, Gerald, de 84 años, expiró. Los espectadores de BBC pudieron ver en la noche del miércoles cómo movía ligeramente la cabeza y los tres familiares que le acompañaban en su dormitorio comprobaban que había fallecido. Fue una escena conmovedora, culminada con la voz del propio Gerald: "Espero haber sido un buen padre, un buen marido y un buen abuelo".

El programa científico cerraba así el recorrido por la vida de una persona desde su nacimiento hasta la muerte. Había comenzado con el nacimiento de un bebé en una bañera.

Pero nunca antes se habían visto en Gran Bretaña imágenes del fallecimiento de una persona. Antes de su emisión un periódico sensacionalista recogió algunas críticas de personas incómodas con la idea de transmitir "un momento increíblemente privado para una familia", y un diputado conservador dijo que "la muerte no es algo que deba convertirse en espectáculo".

Sin embargo, el Telegraph elogió ayer la forma en que el programa fue testigo de la muerte del anciano, enfermo terminal de cáncer. Gerald había concedido su autorización a la BBC para que lo acompañara en su despedida de la vida. Pensaba que eso podría ayudar a otras personas. En todos y cada uno de los momentos del programa, se explica cómo el cuerpo humano, y en especial el corazón, es una máquina perfecta que se va regulando en función de sus necesidades, e incluso en situaciones extremas. Gerald ilustra cómo al final el corazón es incapaz de cumplir con su función. Diagnosticado un año antes de cáncer de pulmón e hígado, su cuerpo había llegado al final de su resistencia.