Jueves, 12 de Mayo de 2011

"Apostamos todo a Apple y nos han asesinado"

La política de cobro de Apple le está poniendo las cosas difíciles a las nuevas empresas que tratan de hacer negocio con la venta de libros en la App Store

EUROPA PRESS ·12/05/2011 - 14:14h

iFlow es un lector de libros electrónicos diseñada exclusivamente para los dispositivos de Apple.

Si ya cayó Readability por falta de recursos económicos debido al cambio del modelo de suscripción, ahora cae la plataforma de libros electrónicos iFlow Reader. Según afirma la compañía en su web, las causas del cierre vienen directamente motivadas por el cambio de modelo de suscripción adoptado por Apple el pasado mes de febrero.

A partir de ese momento, y "sin previo aviso", la compañía fundada por Steve Jobs comenzó a cobrar un 30% de los ingresos de la aplicaciones que ofrecieran un contenido ajeno dentro de la propia aplicación, como en este caso la venta de libros, y los desarrolladores de iFlow no han podido hacer frente a la tasa. Se trata del mismo porcentaje que cobra Apple a quienes deciden publicar una aplicación de pago.

"No podemos sobrevivir vendiendo libros a la pérdida y por ello nos vemos obligados a salir del negocio. Apostamos todo a Apple y el iOS y nos han asesinado por cambiar las reglas a mitad del juego", declaran en el blog oficial de iFlow Reader. La compañía desarrolladora de esta aplicación de libros electrónicos, BeamItDown Software, está compuesta por cinco miembros que invirtieron un millón de dólares hace un año y medio en desarrollar la aplicación exclusivamente para el entorno iOS y conseguir los derechos correspondientes.

"Creemos que nuestro producto es el mejor disponible en iOS para lectura libros electrónicos", dicen en su blog. Según afirman, tenían "grandes planes" para hacerlo "aún mejor". Aseguran que tenían la mirada puesta en el futuro de los ebooks "en busca de la inspiración", mientras que Apple y otros "estaban mirando los libros impresos del pasado", aseguran.

"Así juega Apple"

Después de más de tres años de desarrollo de productos en iOS con más de seis millones de descargas en iFlowReader, "Apple nos está echando porque para nosotros es imposible sobrevivir económicamente". Según el blog, Apple quiere todo el negocio de libros electrónicos en iOS y ya que "tienen el poder unilateral" para conseguirlo, iFlow Reader se queda fuera del negocio, "ha muerto".

Según explican, la compañía envió una carta al vicepresidente de de Apple, Philip Schiller, en septiembre de 2009 para "confirmar su modelo de negocio". Después, en noviembre de 2010, presentaron la aplicación iFlowReader para Apple y fue aprobada "a los pocos días", dicen. Después de la aprobación, hicieron "importantes inversiones adicionales" en licencias, tasas de integración, y honorarios del servidor para poder abrir la tienda de libros electrónicos el 2 de diciembre de 2010. Dos meses después, Apple cambió las reglas y les puso "fuera del negocio".

Noticias Relacionadas