Miércoles, 11 de Mayo de 2011

El vídeo sorpresa de la defensa de Corominas muestra el temor del procesado y sus intenciones

EFE ·11/05/2011 - 13:55h

EFE - El yerno y jefe de seguridad de los joyeros Tous, Lluís Corominas, acusado de matar a un presunto ladrón, en la silla de los acusados de la Audiencia de Barcelona donde ha continuado esta mañana el juicio, con la aportación de un vídeo inédito por parte de la defensa, antes de la toma de declaración al procesado.

El vídeo sorpresa aportado por Lluís Corominas resulta clave para la defensa y para la acusación del "caso Tous", ya que sugiere tanto el temor del procesado a que los intrusos pudieran ir armados como sus intenciones al acudir al domicilio de sus suegros, según fuentes judiciales.

La magistrada presidenta del tribunal popular que juzga al yerno de los Tous, para quien la Fiscalía pide 11 años de prisión por matar a un presunto ladrón que entró al chalé de los joyeros, en diciembre de 2006, ha aceptado hoy la grabación inédita de vídeo que la defensa presentó ayer.

Ese nuevo vídeo, que la defensa ha mantenido oculto durante cuatro años y medio para que el jurado popular fuera el primero en verlo, consiste en una grabación de audio de una cámara de seguridad situada fuera de la garita del vigilante de la casa de los Tous e imágenes de una segunda cámara del interior que recoge los movimientos del guarda.

La defensa ha acompañado la grabación de una transcripción notarial de parte de las conversaciones que mantiene el vigilante con los Mossos d'Esquadra, a los que avisa de la presencia de intrusos en el chalé de los Tous, y con Lluís Corominas, al que también comunicó ese hecho telefónicamente.

Aunque también ha aceptado esas transcripciones parciales, la magistrada presidenta del tribunal popular ha ordenado que se incorpore a la causa como prueba la grabación íntegra, con los momentos anteriores y posteriores a las conversaciones verificadas por el notario.

Según han informado fuentes judiciales, en la grabación, que dura cerca de 20 minutos, se aprecia que el vigilante de seguridad pide a Corominas que acuda a la casa por la presencia de los intrusos y le sugiere que lo haga armado.

Posteriormente, el vigilante señala al yerno de los Tous que los ladrones que habían entrado en el chalé podrían llevar armas, un comentario en el que la defensa pretende apoyar su tesis de que Lluís Corominas disparó a los ladrones atenazado por el temor a una reacción violenta de los asaltantes.

La defensa también espera sacar rédito de las imágenes sin sonido que muestran al vigilante de seguridad y su estado de nerviosismo ante la presencia de unos intrusos en la vivienda de los joyeros Tous.

No obstante, las conversaciones que el guarda mantiene con Corominas, en las que sólo se escucha la voz del vigilante y se deducen las respuestas del acusado, pueden convertirse también en una baza para la Fiscalía y la acusación, que hoy no han puesto objeciones a que el vídeo fuera aceptado como prueba.

De hecho, para la acusación, el diálogo que mantiene Corominas con el guarda es esclarecedor sobre cuáles eran sus intenciones cuando acudió a la casa de sus suegros y se acercó al coche en el que se encontraban los dos presuntos ladrones, a los que disparó dos tiros, alcanzando a uno de ellos.

La presentación de esa grabación inédita de vídeo y audio obligó ayer a aplazar hasta hoy la declaración de Lluís Corominas, que se ha dejado de nuevo para mañana dado que las discusiones entre las partes sobre la admisión de las nuevas pruebas han consumido la sesión de esta mañana.

Pese a no oponerse a la admisión del nuevo vídeo, tanto la fiscal como la acusación particular ejercida por la familia de la víctima han criticado que la defensa haya guardado durante cuatro años y medio una grabación tan clave para el caso.

La fiscal, Teresa Duarto, ha criticado que la defensa de Corominas entregara a los Mossos d'Esquadra encargados de la investigación las grabaciones de las doce cámaras de seguridad de la casa de los joyeros, pero mantuviera oculta hasta ayer la filmación de la cámara que disponía de audio.

Asimismo, la magistrada, de acuerdo con el criterio de la fiscal y la acusación particular, ha resuelto descartar un segundo vídeo que ayer aportó la defensa y que simultaneaba imágenes sincronizadas de tres cámaras de seguridad distintas del chalé de los Tous y una cuarta grabación editada con un resumen de los hechos.

En opinión de la juez, al tratarse de una edición que reconstruye los hechos no ofrece suficientes garantías para incorporarse como prueba pericial en el juicio.