Martes, 10 de Mayo de 2011

Otros dos históricos presos etarras salen de prisión

Se trata de Estanislao López Aguiriano y Andrés Errandonea Arruti, ambos detenidos en 1986

PUBLICO.ES / EUROPA PRESS ·10/05/2011 - 09:48h

Dos presos históricos de ETA, Estanislao López Aguiriano y Andrés Errandonea Arruti, salieron este martes de prisión después de haber cumplido sus condenas, informaron fuentes penitenciarias. Ambos terroristas forman parte del grupo de cinco veteranos de la banda que han recuperado la libertad entre los meses de abril y mayo. Ninguno de los dos tiene delitos de sangre.

Estanislao López Aguiriano sale de la cárcel después de casi 25 años. Natural de Oyartzun (Guipúzcoa), fue detenido el 17 de mayo de 1986. Ingresó en prisión con 19 años y abandonará el centro penitenciario de Castellón con 44. También termina de cumplir casi 25 años de cárcel Andrés Errandonea Arruti. Fue detenido también el 17 de mayo de 1986 por la Guardia Civil en Oyarzun. Tenía 23 años y abandona el centro penitenciario de Herrera de la Mancha con 47. 

Los dos etarras, naturales de Oyarzun, fueron acusados de pertenecer al comando Irrintzi. Este grupo fue desarticulado pocas horas después de que ametrallara un camión francés en la autopista Bilbao-Behovia. La Guardia Civil les atribuyó varios ametrallamientos de otros tantos camiones franceses, y un intento de atentado contra agentes de la Guardia Civil que vigilaban un colegio electoral en el referéndum de la OTAN. Además, tenían planes para cometer otros atentados y al comando le fue incautado diverso armamento.

El comando Irrintzi, del que formaban parte otros dos miembros de ETA, se había constituido en agosto de 1985 después de que dos de sus miembros realizaran un cursillo de adiestramiento en Francia. En la operación policial los agentes se incautaron de tres subfusiles, seis pistolas, 25 kilos de explosivo y diverso material para la realización de atentados. El grupo fue desmantelado después de que la Guardia Civil descubriera una bolsa oculta con armamento y la vigilara hasta que dos de los etarras acudieron a recogerla.

Otros etarras

Ya el pasado 13 de abril recuperó la libertad Sagarduy, el preso más antiguo de la banda después de 30 años y nueve meses en prisión. Entró en la cárcel con 21 años y la abandona con 52. Fue detenido el 10 de julio de 1980 y a lo largo de todos estos años se ha convertido en un símbolo en el mundo proetarra.

Por su parte, José María Múgica Pikabea, de 42 años de edad, terminó de cumplir condena el 1 de mayo tras 18 años en la cárcel. Dos días después también recuperó su libertad tras 30 años Jon Aguirre Aguirriano, quien nunca se ha arrepentido de sus crímenes y está considerado como uno de los duros del frente de presos de la banda.


Noticias Relacionadas