Martes, 15 de Enero de 2008

Rice pide a los países árabes que se acerquen a Israel, pero Arabia Saudí se niega

EFE ·15/01/2008 - 11:12h

EFE - Imagen de un vídeo facilitado por la cadena iraní de lengua inglesa Press TV el pasado 10 de enero, que muestra un buque de guerra estadounidense en el estrecho de Ormuz, en el Golfo Pérsico.

La secretaria de Estado estadounidense, Condoleezza Rice, instó hoy a los países árabes a que hagan gestos de acercamiento a Israel como forma de apoyar el proceso de paz en Oriente Medio, pero Arabia Saudí rechazó esa petición.

"Debería haber esfuerzos para acercarse a los israelíes", dijo Rice en una rueda de prensa en Riad junto con su homólogo saudí, Saud Al Faisal.

Rice se encuentra en la capital saudí acompañando al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, que está de gira por Oriente Medio y que hizo el mismo llamamiento en Israel la semana pasada.

"Las relaciones diplomáticas, por supuesto, son otro asunto, sin duda para más adelante, pero hay cosas que se pueden hacer", afirmó Rice. Tan solo Egipto y Jordania han reconocido a Israel.

La respuesta de sus anfitriones no fue positiva. "No sé qué más acercamiento podemos hacer respecto a los israelíes", dijo Al Faisal, tras recordar el plan impulsado por su país para reconocer al Estado de Israel a cambio de la creación de un Estado palestino en Cisjordania y Gaza dentro de las fronteras previas a la guerra de 1967 y el derecho de los refugiados palestinos a volver a sus hogares en lo que ahora es Israel.

Aún así, Rice señaló que Estados Unidos espera que, a medida que haya progreso en las negociaciones de paz, "habrá más oportunidad para los acercamientos, pero esto ocurrirá a distinta velocidad según el país", destacó.

En la rueda de prensa, Rice agradeció el papel de Arabia Saudí en Irak, que hoy visitó ella misma por unas horas. Faisal dijo que su país abrirá "en los próximos meses una embajada en Bagdad, para la cual ya ha designado a su titular.

También dijo que "no hay ningún obstáculo" para la celebración de una reunión con el primer ministro iraquí, Nuri al Maliki.

El Gobierno iraquí está dominado por los chiíes, mientras que Arabia Saudí es un país de mayoría suní.

Rice también se refirió a Irán, a quien Bush ha acusado durante su gira de patrocinar el terrorismo y respaldar a las milicias chiíes en Irak. La secretaria dijo que "hay un camino" para que Irán mantenga mejores relaciones con Washington, que pasa, según declaró, por el fin del enriquecimiento de uranio, una actividad que puede llevar al Gobierno de Teherán a obtener un arma nuclear, según destacó.